Acepto

COOKIES

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y análisis, propias y de terceros, para anónimamente facilitarle la navegación y analizar estadísticas del uso de la web. Consideramos que si continúa navegando, acepta su uso. Obtener más información

Claves para competir con Google y Apple en el mercado de sistemas operativos

  • Actualidad

Haier Android TV

Internet de las Cosas ha cambiado las reglas del juego en el mercado de sistemas operativos. ABI Research anima a competir apostando por los mercados emergentes y atrayendo a los desarrolladores.

La carrera por convertirse en el “tercer fabricante de OS” por detrás de Google y Apple está cambiando. El creciente interés que ha generado Internet de las Cosas ha provocado que los fabricantes de sistemas operativos busquen incrementar el soporte para wearables, coches inteligentes y dispositivos para hogares conectados. “Ser un jugador relevante en este mercado pasa por ofrecer soporte para los nuevos dispositivos, por enfocar su estrategia a los mercados emergentes y por contar con el apoyo de los procesos de desarrollo universales”, afirma Eric Abbruzzese, analista de investigación en ABI Research.

La consultora destaca que mientras que Google amplía Android Wear, y Apple lanza su Apple Watch, “otros fabricantes deben centrarse no sólo en los wearables, sino en todas las categorías de dispositivos inteligentes que requieren sistemas operativos”. Para ABI Research, el Apple Watch, a pesar de centrar toda la atención, “es un ejemplo de las limitaciones actuales de los relojes inteligentes”. Estos ofrecen “funcionalidades básicas” mientras que “los dispositivos futuros tendrán que disponer de todo lo que ofrece hoy en día un smartphone. Esto permitirá a otros proveedores crecer”.

Los mercados emergentes “actualmente son los más activos en uso de dispositivos móviles”, algo que hace que el sudeste de Asia, India y China “sean regiones clave para crecer” si se ofrece “hardware de bajo coste, una tienda propia del sistema operativo y aplicaciones configuradas para uso regional”.

Los nuevos jugadores “deben de centrarse en los mercados donde Google tiene menos presencia”, destaca Eric Abbruzzese. “La creación de una plataforma universal ayudará al sistema operativo a atraer nuevos desarrolladores y a que estos trasladen su contenido actual a una nueva plataforma”.

Sam Rosen, director de ABI Research, añade que “la competencia en este mercado ha reducido las barreras en comparación con hace tres años. Aunque ser el tercer jugador requiere de un capital significativo, hemos visto cómo los operadores móviles, los grandes minoristas nacionales y algunos fabricantes de hardware están buscando su hueco para aprovechar sus servicios y competir mejor en el mercado. El desarrollo de un sistema operativo también tiene que ser considerado por las empresas de servicios financieros o de bienes de consumo”.

Redacción

Suscríbete a nuestro Newsletter

* Todos los campos son requeridos