Acepto

COOKIES

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y análisis, propias y de terceros, para anónimamente facilitarle la navegación y analizar estadísticas del uso de la web. Consideramos que si continúa navegando, acepta su uso. Obtener más información

Los científicos de datos, una profesión en alza

  • Actualidad

profesional_TI_almacenamiento_servidor_cpd

En los cuatro últimos años el número de expertos dedicados a analizar e interpretar grandes bases de datos se ha duplicado, según el director del máster de Business Intelligence de la UOC, José Ramón Rodríguez.

Desde hace varios años, tanto el Business Intelligence como el Big Data se han convertido en el principal motivo de creación de empresas de productos y servicios en el ámbito de los sistemas de información y, por tanto, una fuente de empleo cualificado. Además, según Gartner, su inversión no ha parado de crecer y la consultora estima que este año rondará los 16.900 millones de dólares.

Ante este panorama, no resulta extraño que esté cogiendo fuerza una nueva profesión: los científicos de datos. De hecho, según José Ramón Rodríguez, director del máster de Business Intelligence de la UOC, “en los cuatro últimos años el número de expertos dedicados a analizar e interpretar grandes bases de datos se ha duplicado”, asegura. A pesar de ello, todavía hay escasez de este tipo de profesionales. Tanto es así que es una de las profesiones mejor pagadas del sector. Según la encuesta anual de KdNuggets, el sueldo medio en Estados Unidos está entre los 103.000 y los 131.000 dólares, mientras que en Europa Occidental se sitúan entre los 54.000 y los 82.000 dólares. En España, explica Rodríguez, “un analista de big data en los ámbitos de consultoría, banca, seguros y telecomunicaciones puede ganar entre 50.000 y 60.000 euros brutos anuales”.

Precisamente, el representante de la UOC analiza este tipo de perfil por las competencias que debe tener. En primer lugar, ha de tener habilidades cuantitativas, tanto en estadística clásica como en modelos y algoritmos avanzados. A continuación, conocimientos de las herramientas de análisis y visualización de datos y capacidad para programarlos, como R, Python, MATLAB o d3.js; comprensión de los problemas y decisiones que tiene que tomar el negocio y qué datos se necesitan y dónde se pueden encontrar; y, finalmente, conocimiento de los sistemas de datos de empresa clásicos y del nuevo mundo de datos desestructurados que provienen de las redes sociales, los sistemas de información geográfica o la web. Pero, sobre todo, apunta Rodríguez, ha de ser “gente curiosa, con pasión por los datos y por el descubrimiento de lo que los esconden”.

A juicio del director del master de BI de la UOC, los científicos de datos tienen un gran número de salidas profesionales como analistas, consultores y gestores de proyectos de inteligencia de negocio; arquitectos de datos y sistemas de BI; analistas digitales que trabajan con los departamentos de marketing; directores de BI; o la más reciente chief data officer (CDO), responsable de los datos empresariales de la empresa y de la estrategia de la información.

Para Rodríguez, las empresas del sector financiero, tecnológico e Internet son las principales inversoras en datos masivos. “Microsoft y Facebook, por ejemplo, se sitúan entre unas de las mayores empleadoras de científicos de datos en todo el mundo”, explica; aunque tampoco se quedan atrás otros ámbitos como el marketing, la comunicación, el turismo, la educación, la investigación o la sanidad.

Recomendaciones que te puedan interesar…

Ciberseguridad para pymes

Gestión de snapshots y replicación: qué tener en cuenta antes de comprar

Informe Penteo 2015: Highway to cloud

Predicciones 2016 para el centro de datos (IDC)

Cómo optimizar tu marketing con la regla del 5x5

Comprendiendo Internet de las Cosas

Cómo reducir costes a lo grande

10 cosas a tener en cuenta al comprar infraestructura hiperconvergente

Guía práctica para el diseño de una red SAN virtual

Suscríbete a nuestro Newsletter

* Todos los campos son requeridos