Acepto

COOKIES

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y análisis, propias y de terceros, para anónimamente facilitarle la navegación y analizar estadísticas del uso de la web. Consideramos que si continúa navegando, acepta su uso. Obtener más información

Brexit: Theresa May quiere poner fin a la libre circulación de personas antes del 8 de junio

  • Actualidad

Brexit

Tal y como publica Daily Mail, Theresa May quiere poner fin a la libre circulación de personas entre la UE y Reino Unido antes de la celebración de las próximas elecciones generales. Precisamente la libre circulación de personas es una de las principales preocupaciones del sector tecnológico.

Theresa May, Primera Ministra de Reino Unido, va a realizar un “compromiso formal” antes de las próximas elecciones generales británicas, previstas para el 8 de junio, para poner fin a la libre circulación de personas entre Reino Unido y la Unión Europea.

Así lo publica Daily Mail, que cita fuentes cercanas a los planes de Theresa May. El medio de comunicación británico cita unas palabras de May en las que asegura que “cuando la gente votó por abandonar la Unión Europea, votaron para acabar con la libertad de movimientos; votaron para que nosotros tuviéramos el control de nuestras leyes, por lo que no estamos sujetos al ECJ”.

Quizá te interese...

GDPR: ¿dónde están los datos a proteger?

Verifica las herramientas con las que pruebas tus apps móviles

Internet de las Cosas: hoy y mañana

Optimiza tus canales digitales

Precisamente la libre circulación de movimientos es uno de los puntos que más preocupan al sector tecnológico. No en vano, desde la victoria del Brexit en el referéndum, empresas tecnológicas como ARM instaron al Gobierno del Reino Unido a asegurar la libre circulación de trabajadores.

El derecho de los ciudadanos de la UE a continuar trabajando sin necesidad de visados o permisos de residencia en el Reino Unido no está garantizado. Según diferentes medios de comunicación británicos, se estima que hay tres millones de ciudadanos de países de la UE residiendo en el Reino Unido y dos millones de británicos en la UE. Expertos legales señalan que esos cinco millones de personas necesitarán, a medio plazo, documentación adicional para poder continuar residiendo en donde estén.

Asimismo, muchos observadores predicen que Gran Bretaña va ver un éxodo de talento hacia otros países que pertenecen a la UE, lo que aviva las quejas de las start-ups tecnológicas británicas, que aseguran que encuentran serias dificultades para encontrar talento técnico, es decir, ingenieros y expertos en datos que desarrollen plataformas. “El Brexit agrava este problema, ya que el talento tecnológico europeo no querrá mudarse al Reino Unido”.

Conscientes de esta realidad, la Cámara de los Lores realizó, el pasado mes de marzo, un llamamiento, para favorecer la inmigración de la UE tras el Brexit. A la hora de dar este paso se basó en un estudio que pone de manifiesto la importancia de ofrecer un trato preferencial a los ciudadanos de la UE en comparación con los provenientes del resto de los países, ya que aseguraría un mejor trato para los británicos que quieres vivir y trabajar en la Unión Europea.

Y mientras, las principales ciudades de la UE, como Madrid, ya trabajan para convertirse en la próxima City una vez que se haya completado el Brexit.

TAGS Brexit