Acepto

COOKIES

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y de análisis, propias y de terceros, para anónimamente facilitarle la navegación y analizar estadísticas del uso de la web. Obtener más información

Cambridge Analytica y Donald Trump, ¿el principio del fin de Facebook?

  • Actualidad

Mark Zuckerberg CEO de Facebook

60.000 millones de dólares menos de valor que hace cuatro días. Éstas son las cifras de Facebook, según algunos expertos. El escándalo en el que está envuelta la red social podría poner en problemas más que importantes a la red social que se enfrenta a multas millonarias y a la pérdida de usuarios y... anunciantes.

Quizá te interese...

DevOps: cómo fomentar la agilidad de tu negocio

Principales retos de los CIO en un mundo cloud nativo

Gestión de vulnerabilidades (IT Webinar) 

Dominando la complejidad operativa de las aplicaciones IoT

Como si de una serie de ciencia a ficción se tratase, Facebook, la red social por excelencia, va a tener que rendir cuentas a la Comisión Federal de Comercio (FTC) por el acceso de la compañía Cambridge Analytica a los datos de más de 50 millones de usuarios para, posteriormente, utilizarlos en favor de la campaña que llevó al poder a Donald Trump.

Y es que, desde que se conociese que Facebook había decidido suspender la cuenta de la firma de análisis de datos, las acciones de la red social no han dejado de caer. El lunes su valor cayó un 7% y en la jornada de hoy el descenso es del 4% según Reuters. ¿Cuál es el motivo? El miedo de los inversores a las más que probables multas “masivas” a las que va a tener que hacer frente, eso sin tener en cuenta el temor a una posible caída de usuarios y, lo que es peor, de anunciantes. La agencia de comunicación cifra en unos 20.000 millones de dólares de capitalización de mercado las pérdidas de Facebook desde que se conociese la filtración de datos. Otros medios de comunicación aseguran que ahora mismo, la firma vale 60.000 millones de dólares menos que hace cuatro días.

Y esto puede ser sólo la punta del iceberg. No en vano los organismos de defensa de los consumidores tanto de Estados Unidos como de la Unión Europea han exigido a Facebook una explicación de cómo Cambridge Analytica tuvo acceso a los datos en 2014 y los motivos por los cuales la compañía que preside Mark Zuckerberg no informó a sus usuarios. Es más, la FTC quiere saber si Facebook permitió a Cambridge Analytica acceder a los datos, con lo que eso supondría una violación de sus políticas de privacidad.

“Somos conscientes de los problemas que se han generado” ha asegurado un portavoz de la FTC, quien, no obstante, ha puntualizado que “no podemos hacer comentarios sobre investigaciones”. Eso sí, el organismo ha querido dejar claro que se toma “muy en serio todas las denuncias sobre violaciones de políticas de privacidad”.

 

Cuál ha sido el problema

Para entender a lo que se enfrenta Facebook hay que recordar que en 2011 decidió cambiar su política de privacidad tras las quejas de millones de usuarios quienes consideraban que no se protegían bien los datos. Lo que se investiga ahora es si la red social violó esa normativa, concretamente el decreto de consentimiento.

Las multas a las que se puede enfrentar Facebook pueden llegar a ser de récord. No en vano, la FTC tiene la potestad de multar a la red social con miles de dólares por día de infracción.

Las sanciones, además, podrían provenir de otros países como Reino Unido, quien ha enviado un requerimiento a Mark Zuckerberg para que comparezca en el Parlamento y explique los motivos por los que Cambridge Analytica recopiló datos para apoyar la campaña de Donald Trump. El equipo del actual presidente de Estados Unidos contrató sus servicios para que le ayudara a identificar a los votantes, orientar la publicidad, y asesorar en la campaña de comunicación y en los discursos.

Es más, las autoridades británicas han entrado en la sede de Cambridge Analytica en Londres para realizar un registro que aporte pruebas para conocer si se han cometido irregularidades.

Quién es Cambridge Analytica

Creada en 2013, Cambridge Analytica es una firma de investigación y análisis de datos, publicidad dirigida y otros servicios relacionados con los datos que tiene como clientes a grandes empresas y políticos.

Según The New York Times vio la luz con una inversión de 15 millones de dólares y con el respaldo de Robert Merce, un multimillonario que ha donado grandes sumas de dinero al Partido Republicano estadounidense y que, además, mantiene una relación estrecha con Steve Bannon, consejero de Donald Trump en la Casa Blanca.

La historia va más allá. Según apuntan diversos medios de comunicación, quien obtuvo los datos fue la compañía Global Science Research, empresa fundada por Aleksandr Kogan, quien, a su vez, forma parte de Cambridge Analytica.

Kogan fue el creador de una aplicación de Amazon que fue descargada por más de 270.000 personas. Eso facilitó el acceso no sólo a la información de esos usuarios, sino también a la de sus amigos. En total: más de 50 millones de personas.

Respuesta de Facebook

Para evitar las multas millonarias y las sospechas de manipulación, las cuales, además, llegan en un momento más que delicado con la UE acusando a Rusia de intentar inmiscuirse en asuntos internos de algunos países miembros utilizando las redes sociales, Facebook ha suspendido tanto a Cambridge Analytica como a SCL (Strategic Communications Laboratories).

Además, ha asegurado que “le han dicho” que los datos han sido destruidos.