Acepto

COOKIES

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y análisis, propias y de terceros, para anónimamente facilitarle la navegación y analizar estadísticas del uso de la web. Consideramos que si continúa navegando, acepta su uso. Obtener más información

50 millones de euros para innovación en las regiones más desfavorecidas

  • Actualidad

innovacion pyme

El CDTI, a través del programa FEDER-Innterconecta, concederá financiación a proyectos empresariales, para potenciar la innovación en Andalucía, Canarias, Castilla y León, Castilla La Mancha, Extremadura y Murcia.

  Quizá te interese...

El Centro para el Desarrollo Tecnológico Industrial (CDTI) convocará subvenciones por importe de 50 millones de euros para la financiación de proyectos de cooperación regional en I+D a través del Programa FEDER-Innterconecta con el objetivo de potenciar la innovación en las regiones menos desarrolladas.

Este programa pone a disposición del CDTI financiación para apoyar proyectos de desarrollo experimental para agrupaciones de hasta seis empresas como máximo. Con esta actuación, se esperan sufragar proyectos empresariales con una duración de entre dos y tres años de Andalucía, Canarias, Castilla y León, Castilla La Mancha, Extremadura y Murcia.

A estas ayudas pueden presentarse proyectos empresariales con un presupuesto mínimo financiable de 1 millón y máximo de 4 millones de euros cuya temática pertenezca a los ocho Retos Sociales del Plan Estatal de Investigación Científica y Técnica y de Innovación 2017-2020: Salud, cambio demográfico y bienestar; Seguridad y calidad alimentarias, actividad agraria productiva y sostenible recursos naturales, investigación marina y marítima; Energía segura, eficiente y limpia; Transporte inteligente, sostenible e integrado; Acción sobre el cambio climático y eficiencia en la utilización de recursos y materias primas; Cambios e innovaciones sociales; Economía y sociedad digital; y Seguridad, protección y defensa.

A esta convocatoria pueden presentarse PYMES junto a otras grandes o medianas y ninguna podrá superar el 70% del presupuesto financiable del proyecto, que se determinará en función de su coste, las características de beneficiario y las disponibilidades presupuestarias. La intensidad de ayuda máxima para las pequeñas empresas será del 60%; para las medianas empresas, del 50%, y para las grandes empresas, del 40%.