Acepto

COOKIES

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y de análisis, propias y de terceros, para anónimamente facilitarle la navegación y analizar estadísticas del uso de la web. Obtener más información

El 65% de los ejecutivos desconfía del uso que su compañía hace del análisis de datos

  • Big Data

Big Data

Aún existe falta de confianza en el análisis de datos y la Inteligencia Artificial (IA) en las organizaciones, según un estudio de KPMG. Este trabajo pone de relieve que solo el 35% de los ejecutivos confía en la forma en la que se utiliza el análisis de datos en sus organizaciones.

  Quizá te interese...

Según este nuevo informe, más del 65% muestra reservas o desconfía plenamente de sus capacidades en Análisis de Datos, y un 92% está preocupado por el impacto negativo que puede tener en la reputación. A este respecto, la mayor parte de los directivos (62%) depositan la responsabilidad de los fallos tecnológicos o de algoritmos en las áreas tecnológicas, no en el equipo directivo.

El informe The Guardians of Trust señala que la creciente interrelación entre humanos y máquinas exige mayores responsabilidades a la alta dirección que a las funciones tecnológicas, así como un buen gobierno proactivo con controles estratégicos y operativos que garantice y mantenga la confianza. En este sentido, y a medida que las empresas realizan su transición a un entorno totalmente digital, regido por la analítica de datos, la gestión de las máquinas se está volviendo tan importante como la gestión de las personas, indica asimismo el estudio.

Para la firma, cuando los análisis y la IA se conviertan en recursos omnipresentes, será ineludible y más difícil gestionar la confianza. “Con la rápida adopción de los análisis predictivos, debemos prepararnos ahora para introducir el buen gobierno apropiado de los algoritmos. El buen gobierno de las máquinas debe convertirse en una parte esencial del buen gobierno del conjunto de la organización, y la meta será equilibrar la potencia y el riesgo del análisis de datos con los conocimientos para utilizarlo correctamente”, explica Eva García San Luis, socia responsable de Análisis de Datos e Inteligencia Artificial de KPMG en España..

El estudio, para el que se entrevistó a 2.190 altos ejecutivos de nueve países, señala que son los directivos de Estados Unidos y Reino Unido son los países que menos confían en el análisis de datos según el 42% y 43%, respectivamente. Por el contrario, Brasil e India son los que presentan porcentajes de desconfianza más bajos: 15% y 8% respectivamente.

Responsabilidad sobre los fallos
En lo relativo a los riesgos financieros y reputacionales provocados por errores o el uso indebido del análisis de datos, los participantes señalan que no tienen claro quién debe rendir cuentas en caso de que una mala decisión de negocio produjera una pérdida financiera o de clientes.

En este punto, mientras que el 62% manifiesta que la responsabilidad principal debe corresponder a las funciones tecnológicas de sus organizaciones, el 25% opina que es atribuible a la dirección de la compañía, y el 13% considera que debe recaer en las funciones regulatorias y de control.

En cuanto a las áreas que deben asumir la responsabilidad cuando los análisis de datos fallan, únicamente el 19% mencionan al CIO, el 13% al máximo responsable de datos, y tan sólo el 7% a los responsables de la toma de decisiones de la alta dirección, como por ejemplo el CEO.

Como señala la responsable de KPMG, “nuestra encuesta a altos ejecutivos nos muestra que existe una tendencia a eximir de responsabilidad a la dirección por las decisiones basadas en análisis de datos”, algo que considera comprensible ya que existen áreas de soporte de tecnología y expertos en la materia.

“Sin embargo, muchos profesionales de Tecnología de la Información carecen de los conocimientos especializados o de la capacidad general requerida para garantizar la confianza en el análisis de datos. Por ello, consideramos que la responsabilidad corresponde al equipo directivo”, concluye.