Acepto

COOKIES

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y análisis, propias y de terceros, para anónimamente facilitarle la navegación y analizar estadísticas del uso de la web. Consideramos que si continúa navegando, acepta su uso. Obtener más información

El Hospital Gregorio Marañón explora las posibilidades de la realidad mixta en quirófano

  • Casos de éxito

HoloLens-gregorio maranon

Lleva a cabo un proyecto pionero en el mundo utilizando realidad aumentada y realidad virtual en una cirugía real.

A través de su Fundación de Investigación Biomédica y la Unidad de Tumores Musculoesqueléticos y con la colaboración de la startup española Exovite, el Hospital General Universitario Gregorio Marañón se ha convertido en pionero a nivel mundial en el uso de realidad mixta en una cirugía real, concretamente en un tumor muscular maligno.

Quizá te interese...

Cómo debe ser el Centro de Datos de Nueva Generación

Primeros pasos para proteger tu negocio

7 sugerencias para mejorar la carga de tu web o app

Infraestructura hiperconvergente para oficinas remotas y sucursales

Cómo superar los desafíos de TI en las pequeñas empresas

La empresa digital: transformando las TI con nuevas infraestructuras

Para este proyecto, que tiene Microsoft HoloLens como base, se ha desarrollado un sistema llamado HoloSurg. Con la implementación, el personal de cirugía dispone de un sistema de paneles interactivos que permiten acceder, consultar y manipular toda la información clínica del paciente. Concretamente, en el caso que se abordó en el Hospital Gregorio Marañón se contó con material anatómico de consulta 2D, reconstrucción 3D a partir de un TAC y una Resonancia Magnética del paciente, algunas radiografías y los cortes radiológicos de la resonancia magnética y un atlas quirúrgico.

“Al tratarse de realidad mixta, es decir, una combinación de realidad virtual con realidad aumentada se dispone de toda esa información visual proyectada sobre cualquier punto del mundo real, en este caso, del quirófano, por ejemplo, sobre una pared, una mesa quirúrgica o sobre el propio paciente. Para ello, el dispositivo hace un mapeo de todo el espacio, es decir, un escaneo del entorno y la creación de un mapa 3D que permite dimensionar la sala y los objetos y permitir colocar los paneles donde decida el cirujano”, explican en un comunicado conjunto Exovite, Microsoft y el propio hospital.

Las gafas de realidad mixta permiten el manejo de los paneles mediante gestos en el aire y comandos de voz, implementando diversas funcionalidades para interactuar con el contenido, como cambiar los paneles en el espacio, mostrarlos u ocultarlos, exploración 360º de modelos 3D o visualización en detalle de radiografías.

“Los cirujanos pueden mantener la atención sobre la intervención en todo momento ya que es un sistema muy poco intrusivo y de muy fácil manejo. El dispositivo se comporta muy bien con la iluminación de quirófano e incluso con personal alrededor de la mesa de operaciones”, asegura el comunicado.

Asimismo, se puede compartir la visión holográfica con otros usuarios, tanto en local como vía remota, tanto con otros Microsoft HoloLens conectados, o en su defecto en un simple monitor o pantalla.

Entre las ventajas de uso de esta tecnología también destaca que con la proyección de la información holográfica accesible se puede comenzar a guiar la intervención y ganar precisión, acortando tiempo y riesgos quirúrgicos.