Acepto

COOKIES

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y análisis, propias y de terceros, para anónimamente facilitarle la navegación y analizar estadísticas del uso de la web. Consideramos que si continúa navegando, acepta su uso. Obtener más información

El 90% de las grandes organizaciones tendrá un responsable de datos en 2019

  • En cifras

Genérica reunión

Gartner establece una serie de recomendaciones para ayudar a este nuevo perfil profesional a abordar adecuadamente sus mayores desafíos.

Impulsar la ventaja competitiva y mejorar la eficiencia de las organizaciones a través de un mejor uso de la información está dando lugar a la creación de un nuevo perfil profesional, el denominado Chief Data Officer (CDO) o responsable de datos. De hecho, Gartner predice que a finales de 2019 el 90% de las grandes empresas tendrá uno. Según Mario Faria, vicepresidente de investigación de la consultora, “los líderes empresariales están empezando a comprender el enorme potencial del negocio digital, y exigiendo un mejor rendimiento de los activos y del uso del análisis de la información en sus organizaciones”. Por tanto, para el directivo, la creación de este puesto ejecutivo es “un paso lógico para manejar las muchas oportunidades y responsabilidades que se derivan de la recolección y aprovechamiento de los datos a escala industrial”, comenta.

Ahora bien, el camino del CDO se resultará fácil, pues se enfrentará a una serie de problemas, como que tendrá que realizar un aprendizaje de sus funciones sobre la marcha y el hecho de tener que crear una estrategia de información adecuada con indicadores relevantes que vinculen las actividades de su equipo a resultados de negocio medibles. Tanto es así que Gartner establece que a finales de 2019 sólo el 50% tendrá éxito en esta tarea. “El papel del CDO levantará expectativas de mejores resultados a partir de una estrategia de gestión de información de la empresa, con las partes interesadas queriendo una idea clara de la mecánica exacta de convertir el éxito en realidad”, añade Faria.

Por tanto, según la consultora, la confluencia de grandes expectativas y el conocimiento limitado alrededor de la gestión de la información pueden hacer que sea difícil para los CDO obtener el presupuesto y el compromiso por parte de su empresa. Precisamente, para superar todos estos desafíos, la consultora realiza seis recomendaciones.

La primera es crear una estrategia de gestión de información de la empresa sobre la base de la estrategia de negocio de la organización. A continuación, trabajar sin descanso para ganarse la confianza de los stakeholders de la empresa, en especial del CIO. Seguidamente, educar a los principales líderes y compañeros sobre el papel que los datos y la información desempeñan en el éxito de todo el negocio. En cuarto lugar, establecer unas líneas base de gestión de la información y la monetización de datos desde las cuales se pueda medir el progreso. Por otro lado, establecer una correlación entre métricas de información cuantificables y rendimiento empresarial para hacer el éxito tangible. Finalmente, aprobar medidas de activos de información formal y compartirlas con la organización. Y es que, como asegura Faria, “el éxito de un CDO dependerá en gran medida de su capacidad para dirigir el cambio, así como obtener el entusiasmo, el apoyo y los recursos de los líderes empresariales y otras unidades de negocio clave”.

Recomendaciones que te puedan interesar…

Ciberataques: qué quieren de tu empresa los ciberdelincuentes y cómo evitarlo

5 estrategias para una protección de datos moderna

Tendencias cloud: La transformación del CPD en el entorno empresarial

Manual de App Store Optimization

Cómo optimizar tu marketing con la regla del 5x5

XIV Informe sobre el sector asegurador en Internet

Cómo reducir costes a lo grande

Comercio exterior e inversiones extranjeras en el sector TIC en España

Guía práctica para el diseño de una red SAN virtual