Acepto

COOKIES

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y análisis, propias y de terceros, para anónimamente facilitarle la navegación y analizar estadísticas del uso de la web. Consideramos que si continúa navegando, acepta su uso. Obtener más información

La IA comenzará a reemplazar a profesionales cualificados en 2022

  • IT User

Inteligencia artificial_3

Por este motivo, los CIO deben adoptar una visión a cinco años de la empresa para desarrollar un plan con el que conseguir el equilibrio correcto entre la Inteligencia Artificial y las habilidades humanas.

Los CIO tienen un papel importante que desempeñar en la preparación de las empresas para el impacto que la Inteligencia Artificial (IA) tendrá sobre la estrategia empresarial y el empleo humano. Así lo estiman los analistas de Gartner, partiendo de la base de que, según prevén, para 2022, las máquinas inteligentes y los robots podrían reemplazar a profesionales altamente capacitados en tareas como la medicina, el derecho y la informática.

Quizá te interese...

Barómetro del emprendimiento de éxito en España

Aumenta la colaboración en DevOps y mejora el rendimiento

Informe sobre la responsabilidad ante el fraude electrónico

La transformación de Big Data: por qué el cambio es bueno para tu negocio

“La economía de la IA y el aprendizaje automático conducirán a muchas tareas realizadas por profesionales que hoy se convierten en servicios de bajo coste”, apunta Stephen Prentice, vicepresidente de Gartner, para quien los efectos de la IA en diferentes industrias obligarán a las empresas a ajustar su estrategia de negocios. “Muchas industrias competitivas de alto margen se convertirán en utilidades, en tanto en cuanto la IA transformará el trabajo complejo en un servicio medido que la empresa paga, como la electricidad”, asegura.

Los efectos que la IA tendrá en las empresas dependerán de su sector, negocio, organización y clientes. De hecho, mientras que ésta golpeará el empleo en algunas industrias, muchas otras se beneficiarán de ella y de la automatización de tareas rutinarias y repetitivas, dejando más tiempo para que la mano de obra existente mejore los niveles de servicio, maneje cuestiones más desafiantes e, incluso, se rebaje el estrés en algunos ambientes de alta presión.

En este contexto, Gartner es bastante contundente. Según la compañía, los CIO deben adoptar una visión a cinco años de la empresa para desarrollar un plan con el que conseguir el equilibrio correcto entre la IA y las habilidades humanas. Y es que demasiada automatización impulsada por la Inteligencia Artificial podría dejar a la empresa menos flexible y menos capaz de adaptarse a un panorama competitivo cambiante. Este enfoque también ayudará a tranquilizar a los empleados sobre dónde y cómo se utilizará la AI en la organización.

En palabras de Prentice, “el CIO debería encargar al equipo de arquitectura empresarial que identifique qué roles de TI se convertirán en utilidades y crear una línea de tiempo para cuando estos cambios sean posibles”. Para el directivo, es imprescindible que estos profesionales trabajen con los recursos humanos para “asegurar que la empresa tiene un plan para mitigar las interrupciones que causará la IA como ofrecer formación y perfeccionamiento para ayudar al personal operativo a pasar a posiciones más creativas”, manifiesta.

Según Gartner, los puestos que la IA reemplazará eventualmente serán aquellos más rutinarios del lado de las operaciones, como administración del sistema, help desk, administración de proyectos y soporte de aplicaciones.