Acepto

COOKIES

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y análisis, propias y de terceros, para anónimamente facilitarle la navegación y analizar estadísticas del uso de la web. Consideramos que si continúa navegando, acepta su uso. Obtener más información

La lucha contra la incitación al odio en línea en Europa va por buen camino

  • IT User

Junker_comision Europea

Según la Comisión Europea, en una media del 59% de los casos, las empresas de TI han dado respuesta a las notificaciones relativas a la incitación ilegal al odio eliminando el contenido, lo que representa más del doble del promedio del 28% registrado seis meses antes.

Hace un año, la Comisión Europea y cuatro grandes plataformas de redes sociales (Facebook, Microsoft, Twitter y YouTube) anunciaron un código de conducta relativo a la lucha contra la incitación ilegal al odio en línea. Este código incluía una serie de compromisos por parte de estas empresas para combatir la propagación de contenidos de ese tipo en Europa. Ahora la Comisión Europea acaba de presentar una evaluación que indica que se han registrado grandes progresos en el cumplimiento de los compromisos.

Precisamente, Andrus Ansip, vicepresidente de la Comisión Europea responsable del Mercado Único Digital, ha mostrado su satisfacción al respecto: “La estrecha colaboración con el sector privado y la sociedad civil para luchar contra la incitación ilegal al odio da resultado y redoblaremos nuestros esfuerzos conjuntos. Ahora trabajamos para garantizar una coordinación más estrecha entre las distintas iniciativas y foros puestos en marcha con las plataformas en línea”. Y ha añadido: “También aportaremos más claridad a los procedimientos de notificación y acción para eliminar los contenidos ilegales de forma eficiente, preservando al mismo tiempo la libertad de expresión, que es esencial”.

Quizá te interese...

Barómetro del emprendimiento de éxito en España

Aumenta la colaboración en DevOps y mejora el rendimiento

Informe sobre la responsabilidad ante el fraude electrónico

La transformación de Big Data: por qué el cambio es bueno para tu negocio

Aparte, también se ha pronunciado Vĕra Jourová, comisaria europea de Justicia, Consumidores e Igualdad de Género, quien ha declarado: “Las conclusiones de nuestra segunda evaluación del código de conducta son alentadoras. Las empresas están eliminando en este momento el doble de casos de incitación ilegal al odio y lo hacen a un ritmo más rápido que hace seis meses”. Por tanto, para Jourová, se trata de “un paso importante en la dirección correcta” y demuestra que “la autorregulación puede funcionar si todas las partes cumplen su cometido”.

Al suscribir el código de conducta, las empresas de TI se comprometieron concretamente a examinar la mayoría de las notificaciones válidas de incitación ilegal al odio en menos de 24 horas y a eliminar dichos contenidos o a desactivar el acceso a ellos, si procede, conforme a la legislación nacional de transposición del Derecho europeo. El código también hace hincapié en la necesidad de seguir debatiendo la manera de fomentar la transparencia y de alentar la narrativa alternativa y la contranarrativa.

Transcurrido un año desde su adopción, el código de conducta relativo a la lucha contra la incitación ilegal al odio en línea ha registrado algunos avances importantes, aunque persisten algunas dificultades. Según la Comisión Europea, en una media del 59% de los casos, las empresas de TI han dado respuesta a las notificaciones relativas a la incitación ilegal al odio eliminando el contenido, lo que representa más del doble del promedio del 28% registrado seis meses antes. Igualmente, la cantidad de notificaciones examinadas en un plazo de 24 horas ha pasado del 40 al 51% en el mismo periodo de seis meses. Sin embargo, Facebook es la única empresa que cumple plenamente el objetivo de examinar la mayoría de las notificaciones el mismo día.

En comparación con la situación hace seis meses, las empresas de TI han mejorado a la hora de dispensar a las notificaciones hechas por ciudadanos un tratamiento análogo a las procedentes de organizaciones que utilizan canales de informadores de confianza. No obstante, persisten algunas diferencias y los porcentajes de eliminación globales siguen siendo más bajos si una notificación la hace un ciudadano.

A partir de aquí, la Comisión seguirá controlando la aplicación del código de conducta con la ayuda de las organizaciones de la sociedad civil; y se prevé que mejoren las empresas de TI, sobre todo en lo relativo a la transparencia de los criterios de análisis de los contenidos señalados y de la información a los usuarios.