Acepto

COOKIES

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y análisis, propias y de terceros, para anónimamente facilitarle la navegación y analizar estadísticas del uso de la web. Consideramos que si continúa navegando, acepta su uso. Obtener más información

Stéphane Richard: Orange es ahora también un banco

  • Movilidad

Stephane Richard Orange

La operadora francesa acaba de anunciar sus planes de lanzamiento de Orange Bank, su primer banco móvil que llegará a España durante la segunda mitad del año que viene. Orange espera que los ingresos provenientes de Orange Bank en 2018 alcancen los 400 millones de euros.

Orange acaba de revelar sus planes de lanzamiento de Orange Bank, su primer banco móvil que fue anunciado hace un año y medio, y que busca “satisfacer las necesidades de los clientes actuales”, tal y como ha asegurado la compañía en un comunicado.

Quizá te interese...

GDPR: ¿dónde están los datos a proteger?

Verifica las herramientas con las que pruebas tus apps móviles

Internet de las Cosas: hoy y mañana

Optimiza tus canales digitales

Asi, el primer país al que llegará será Francia. Orange Bank estará disponible para los empleados de la operadora francesa a mediados del mes de mayo y para los clientes el próximo 6 de julio. Para poder utilizar el servicio “los clientes podrán suscribirse directamente desde la aplicación móvil” que está disponible en 140 tiendas certificadas de Orange. España y Bélgica serán los dos siguientes países a los que llegará Orange Bank. El desembarco en nuestro país está previsto para la segunda mitad de 2018.

La operadora asegura que Orange Bank ha sido “específicamente diseñada para los usuarios móviles”. De esta forma, los usuarios del servicio podrán contar con una cuenta bancaria, una tarjeta de débito, protección ante descubiertos y cuentas de ahorro con intereses. “Otros servicios como créditos y seguros serán gradualmente incluidos en la oferta”.

La innovación es la base del lanzamiento del Orange Bank. En este sentido, la firma ha destacado que, desde el primer momento, el servicio integrará “una serie de innovaciones de vanguardia tanto digitales como bancarias”, entre las que se incluyen los pagos móviles sin contacto, envío de dinero por SMS, saldos bancarios instantáneos, la congelación temporal de la tarjeta de débito o el acceso, las 24 horas del día los 7 días de la semana, a un servicio de asesoría bancaria. “Todas las operaciones se pueden llevar a cabo utilizando un teléfono móvil”.

El objetivo que se ha marcado Orange con Orange Bank es que este servicio alcance una facturación de 400 millones de euros en 2018. En Francia espera contar con más de dos millones de clientes en este periodo.

“Con el lanzamiento de Orange Bank estamos escribiendo un nuevo e importante capítulo en la historia de la compañía”, ha asegurado Stéphane Richard, CEO de Orange. “Ahora también somos un banco que coloca experiencias de cliente en el corazón de un nuevo modelo de negocio”.