Acepto

COOKIES

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y análisis, propias y de terceros, para anónimamente facilitarle la navegación y analizar estadísticas del uso de la web. Consideramos que si continúa navegando, acepta su uso. Obtener más información

El fraude de identidad supone en España unas pérdidas anuales de 1.600 millones de euros

  • Seguridad

Gestión de identidades

El problema de la asimetría surge porque, en los procesos online, el usuario tiene toda la información, y la organización no tiene manera de contrastar dichos datos en tiempo real.

En los últimos dos años la humanidad ha generado más información que en todo el periodo anterior, desde sus inicios. Los datos crecen a un ritmo vertiginoso y esto ha motivado una serie de nuevos problemas que las empresas deben resolver para sacar ventaja y ofrecer un mejor servicio al usuario: la asimetría de la información y el fraude de identidad. Tanto es así que, según los datos que maneja la startup española Hocelot, este problema supone unas pérdidas anuales de 1.600 millones de euros en España; mientras que esa cantidad asciende en todo el mundo a cerca de 80.000 millones de euros.

Más sobre Ciberseguridad...

Ataques con exploits: de las amenazas diarias a las campañas dirigidas

Informe Symantec sobre la seguridad de Internet (ISTR 2017)

Informe sobre la responsabilidad de las entidades financieras ante el fraude electrónico

Informe global sobre Seguridad de la Información 2016-2017 de EY

La paradoja tras la experiencia del usuario con el cripto-ransomware

En este sentido, cuando un cliente entra en una web a comprar o solicita un servicio, facilita unos datos de su identidad que no tienen por qué ser los reales. Éste es el tipo de fraude de identidad que supone a las empresas una importante pérdida de tiempo y dinero. Y no es algo aislado, ya que uno de cada tres usuarios miente sobre su identidad en Internet, según la compañía. El problema de la asimetría surge porque, en los procesos online, el usuario tiene toda la información, y la empresa no tiene forma de contrastar en tiempo real dicha información, por lo que se ve obligada a hacer un acto de fe si quiere cerrar en el momento esa venta o servicio.

Precisamente, para poner fin a esta situación, Hocelot ha presentado ID Chek & Fraud, una API con coste de instalación cero y sin necesidades específicas de implementación, que permite verificar la identidad de la persona en tiempo real. Gracias a su implementación, las empresas pueden reducir las pérdidas por fraude de identidad en un 90%, minimizar las revisiones manuales en un 92% y, adicionalmente, aumentar su negocio online hasta en un 25%, según la empresa.

“Para nosotros es fundamental que las empresas conozcan a sus clientes y sepan con quién están hablando para ofrecerle el mejor servicio y oferta. El resultado es una base de datos saneada y sin errores, sin falsos ‘supermanes’ ni ‘Cristianos Ronaldos’, que son los nombres de usuario ‘fake’ que más nos encontramos”, comenta Antonio Camacho, fundador de la compañía. Así, Hocelot ofrece información objetiva para que el perfil final con el que la empresa trata sea un reflejo fiel del usuario. En definitiva, añade el directivo, “la misión de Hocelot es ayudar a las empresas en la toma de decisiones, reducir los procesos de días a segundos y minimizar importantes costes y pérdidas”.

Suscríbete a nuestro Newsletter

* Todos los campos son requeridos