Acepto

COOKIES

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y de análisis, propias y de terceros, para anónimamente facilitarle la navegación y analizar estadísticas del uso de la web. Obtener más información

Cambridge Analytica se declara en bancarrota en Estados Unidos

  • Seguridad

Cambridge Analytica

Cambridge Analytica, firma que ha estado en el centro del escándalo sobre la privacidad de los datos en redes sociales, concretamente en Facebook, ha solicitado la bancarrota del capítulo 7 de Estados Unidos.

  Quizá te interese...

Tal y como publica Reuters, Cambridge Analytica, firma de análisis de datos que ha provocado la comparecencia del mismísimo Mark Zuckerberg ante el Senado de Estados Unidos (próximamente acudirá al Parlamento Europeo para dar explicaciones) para tratar de esclarecer de qué forma se utilizan los datos que los usuarios de la red social comparten y si estos son utilizados de manera ilegal, ha soliciatado la bancarrota en Estados Unidos.

A principios del mes de mayo Cambridge Analytica anunció, en un comunicado, que había presentado la documentación necesaria para iniciar los procedimientos de insolvencia en el Reino Unido, así como el cese inmediato de todas las operaciones. En ese momento ya adelantó que el cierre también afecta a sus filiales en Estados Unidos.

La difícil situación judicial que va a tener que hacer frente Cambridge Analytica, unido a la pérdida de credibilidad, ha llevado a la compañía a solicitar la bancarrota. No hay que olvidar que tanto la propia Cambridge Analytica, como sus principales responsables, podrían tener que hacer frente a acusaciones de favorecer la injerencia rusa al haber compartido información obtenida en Facebook con firmas vinculadas a la Inteligencia de Rusia.

El pasado mes de marzo Facebook decidió suspender a Cambridge Analytica (compañía británica que ayudaba a los partidos políticos a dirigirse a los votantes con mensajes específicos, basados en la información obtenida de la minería y el análisis de datos) habría accedido a la información de más de 87 millones de usuarios de Facebook y habría utilizado el Big Data para tratar de influir en su decisión de voto en las elecciones presidenciales de Estados Unidos en favor de Donald Trump (Robert Merce, multimillonario que está detrás de la firma de análisis mantiene una estrecha relación con Steve Bannon, consejero de Donald Trump en la Casa Blanca). Su implicación en el Brexit también está siendo investigada.

El escándalo que ha hecho temblar a Facebook, y que ha llevado a la red social a emprender una política de revisión del uso que las apps hacen de los datos de sus usuarios (por el momento ya ha suspendido a más de 200 aplicaciones y todo parece indicar que el número va a crecer) ha puesto aún más de relieve la importancia de los datos y la influencia que tiene el Big Data en las decisiones de los usuarios.