Acepto

COOKIES

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y de análisis, propias y de terceros, para anónimamente facilitarle la navegación y analizar estadísticas del uso de la web. Obtener más información

El especialista en Big Data, el perfil más demandado en TI en 2018

  • Big Data

Big Data analitica

Durante este año, los perfiles especializados en Big Data serán los perfiles más demandados en las áreas de los departamentos de Tecnologías de la Información, según la última edición del informe Adecco sobre oportunidades laborales.

  Quizá te interese...

Según este trabajo de Adecco, este perfil es deficitario en todas las comunidades autónomas pero la demanda es especialmente elevada en la Comunidad de Madrid, Cataluña, País Vasco y Baleares.

El informe describe una serie de requisitos que tienen que cumplir los candidatos que opten a este puesto, como la formación que exigen las organizaciones, por ejemplo una titulación universitaria en Ingeniería, titulaciones de carácter técnico o ciclos formativos de Grado Superior en Informática y Telecomunicaciones.

Normalmente, además, se requiere experiencia laboral previa en el 80% de los casos. Sin embargo, dada la escasez de perfiles, una persona titulada con un máster de especialización es un candidato válido para cualquier empresa.

Respecto a las aptitudes que se valoran, destacan las habilidades relacionadas con las matemáticas, la estadística, la programación y la visualización, pero estos profesionales también deben tener habilidades comunicativas para explicar los resultados obtenidos en la organización.

Por último, el salario varía en función de la experiencia laboral, las tecnologías empleadas y el ámbito geográfico pero, en general, tiene una retribución media superior a la de otros perfiles de programación tradicional, alrededor de un 10% por encima. En concreto, según Adecco, los perfiles junior perciben un salario de entre 21.000 y 26.000 euros brutos al año; los senior, entre 27.000 y 36.000 euros; los analistas, entre 36.000 y 42.000 euros; los jefes de servicio, entre 45.000 y 60.000 euros; y, por último, los CDO, más de 65.000.