Acepto

COOKIES

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y análisis, propias y de terceros, para anónimamente facilitarle la navegación y analizar estadísticas del uso de la web. Consideramos que si continúa navegando, acepta su uso. Obtener más información

TI preparadas para atender las demandas de la empresa

  • Content Marketing

JRIT

Just Right IT, la respuesta del Nuevo Estilo de las TI a las necesidades tecnológicas de la empresa moderna

Para las pequeñas y medianas empresas, la realidad es que el mercado es muy dinámico y cambiante, y que las expectativas en constante evolución de los clientes suponen un continuo escenario de retos y oportunidades. Big Data, cloud y movilidad están cambiando la forma en que la información se mueve y se conecta dentro de las empresas, ofreciendo un potencial creciente de productividad mientras que se eleva la promesa de obtener ventajas competitivas. Pero la adopción de estas tecnologías avanzadas requerirá una transformación en las capacidades, las funciones y los métodos de las TI.

Quizá te pueda interesar...

PDF: Descarga este texto y llévatelo donde vayas

Cambie la arquitectura de su red para BYOD

Potencie la productividad con Microsoft Lync y HP

Modernice las TI para impulsar la productividad

Por qué plataformas HP para BI con Microsoft SQL Server 2014

Maximice su productividad con los servidores HP ProLiant Gen9

Mejorar la comunicación con los clientes

Cómo adquirir y retener clientes en un mundo digital en evolución

Las expectativa de los clientes están cambiando, esto nadie puede negarlo. Cada interacción con el negocio debe ser rápidamente atendida, incluso aunque ésta se produzca en la media noche del domingo, o durante la hora punta de un lunes por la mañana. Pero, además, estas interacciones son de naturaleza múltiple, esto es, pueden tener lugar por voz, a través del teléfono; telemáticamente, a través de la web; o presencialmente, en persona. Es más, no se trata sólo de los clientes, porque las expectativas de los propios trabajadores y de los proveedores son muy similares.

La fusión entre trabajadores y movilidad, a través de los dispositivos móviles, es una realidad. Ellos los utilizan para estar más conectados con el negocio, de manera más rápida, y siendo más productivos. Los datos, con mucha asiduidad, se almacenan en la nube y son procesados por servicios en la propia nube. Y, es más, los datos de la empresa fácilmente pueden depender de la nube para funciones cruciales para ellos como el backup o la recuperación, incluso.

Las empresas implementan de forma incremental aplicaciones y servicios online cada vez más sofisticados, en todas y cada una de las facetas de los negocios más y más datos se recolectan y sintetizan. A su vez, el análisis en profundidad de estos datos mejora la productividad, incrementa la eficiencia de los procesos internos, mejora el servicio a los clientes y crea un marketing más inteligente.

Si careces de estas capacidades, te quedas detrás y fallas. Las pequeñas y medianas empresas son muy susceptibles a la presión de los competidores, por los dispositivos móviles, los servicios en la nube y el análisis de los datos que mejoran la experiencia al cliente. Potenciando la interacción directa de los trabajadores y los clientes, cada uno de ellos, con la información en su propio dispositivo, puede poner su granito de arena en esta mejora de la ventaja competitiva. En definitiva, ser capaces de hacer a cada empleado y cada proceso de la empresa más productivo en sí mismo.

Retos de infraestructura

Muchas pequeñas y medianas empresas deben volver a construir sus capacidades TI, empleando para ello hardware y software y aplicando grados variantes de actualización y renovación de la disciplina. Pero para muchos, esta aproximación se convierte en un cuello de botella en elementos claves del rendimiento de la propia infraestructura, con silos aislados de servidores, almacenamiento y redes que no son capaces de proporcionar la respuesta TI que la empresa necesita y cuando lo necesita, creando problemas reales de productividad.

Piensen en su propio ejemplo, cuánto tardan en recuperar una aplicación cuando el servidor dedicado que la alberga se viene abajo. O cómo reduce la ineficiencia de mantener distintas redes cableadas e inalámbricas o cómo el almacenamiento se golpea constantemente con los límites de espacio mientras existen otros recursos totalmente infrautilizados. Son situaciones a las que se enfrentan este tipo de empresas en su día a día.

 

Empleo más eficiente de los recursos

La productividad frecuentemente se ve reducida cuando una empresa tiene una colección de servidores de diferentes compras a diferentes proveedores trabajando con una colección similar de dispositivos de almacenamiento y sistemas de red. Además, algunas empresas arrastran visiones desfasadas de TI, desarrolladas en los 90, cuando cada servidor físico manejaba una aplicación y un flujo de trabajo, limitando consecuentemente su propio potencial y optimización.

Un inadecuado sistema de almacenamiento y computación puede retrasar un simple informe, cuanto más no lo haría con un sofisticado análisis. Las decisiones críticas del negocio llegan tarde, o no llegan, impidiendo avanzar al negocio e incrementando los costes de tiempo y dinero.

Aunque los sistemas antiguos pueden soportar algunos flujos de trabajo, pueden estar en riesgo constante de fallo, con costes incrementales de mantenimiento y licencia. Reclutar personal con las capacidades adecuadas es difícil, porque los estudios estiman que el mantenimiento de aplicaciones e infraestructuras existentes pueden consumir el 80 por ciento de los presupuestos de TI.

 

Un almacenamiento fragmentado y sin preparar

Capturar, almacenar y analizar datos de operaciones y clientes es una moda crítica para el éxito del negocio. En el mundo actual, el incremento de los datos no para, generando un ratio sin precedentes de algunas fuentes. Una estadística señala el 90 por ciento de los datos generados en la historia se han creado en los últimos doce meses, pero el uso productivo, la gestión y la seguridad de estos datos supone grandes retos para las pequeñas y medianas empresas:

  • Controlar el rápido crecimiento de datos estructurados y no estructurados de fuentes diversas, tales como documentos, imágenes, audios, vídeos, aplicaciones de negocio y redes sociales.
  • Atender las expectativas de los clientes 24x7, desde cualquier lugar y dispositivo.
  • Proteger datos de fallos de equipamiento, accidentes, desastres naturales y actos maliciosos.
  • Actualizar aplicaciones críticas de negocio limitadas por bases de datos legacy.
  • El incremento de los riesgos asociados a compartir no apropiadamente con herramientas y sitios de terceros.

 

El ancho de banda limita la movilidad

La movilidad cambia la forma en que trabajamos y cómo hacemos negocios. Las soluciones y servicios móviles se han hecho más críticos para todas las empresas, pero los empleados y los trabajadores, equipados con smartphones, tabletas y portátiles, y los proveedores con servicios basados en web, generan flujos de trabajo de consumo intensivo de ancho de banda, ponen en riesgo las capacidades de las redes heredadas. Y, con mejores anchos de banda, ahora favorecidos por los puntos de acceso 802.11ac, la demanda de datos no puede sino incrementarse.

Muchas empresas medianas y pequeñas dependen del rendimiento de su red para permitir a los trabajadores mejorar su productividad allá donde se encuentran. Pero las redes heredadas no están construidas para manejar estas capacidades.

 

El Nuevo Estilo de las TI

Más allá de resolver las limitaciones que al negocio imponen una infraestructura heredada, las empresas buscan incrementar sus recursos de computación y la productividad, construyendo nuevas capacidades:

  • Ganar eficiencias con nuevas aplicaciones. Aplicaciones e infraestructura basada en software son prioritarias para las pymes, con BI/Analytics, CRM, ERP, aplicaciones móviles y herramientas de productividad personal y laboral en la parte alta de la lista.
  • Permitir la colaboración de los equipos, mejorando los rendimientos de los proyectos proporcionando capacidades de colaboración que los miembros del mismo necesitan para evaluar y tomar las decisiones adecuadas.
  • Convertirse en organizaciones lideradas por los datos. La captura, almacenamiento y análisis de datos puede abrir los ojos ante oportunidades ocultas o mejores formas de trabajar.
  • Convertirse en una organización móvil. Soportar la productividad de los trabajadores en los nuevos entornos de trabajo, ya sea en casa, en salas de reuniones, en oficinas remotas o en casa del cliente.
  • Adentrarse en nuevos mercados. Aprovechar el comercio electrónico para adentrarse en nuevos mercados y crecer.

Para esto, las empresas deben evolucionar al Nuevo Estilo de TI, incorporando Big Data, movilidad, cloud, junto con la seguridad necesaria. Es un modelo que puede ofrecer mejoras sustanciales, incrementando la capacidad de trabajar mejor y crecer. Una transformación real de la organización.

 

Big Data

Big Data y otros procesos analíticos relacionados, proporcionan un nivel de pensamiento interno y externo no alcanzable hasta la fecha. Con el foco en los datos, no sólo mejora la eficiencia de las operaciones internas, sino que proporciona un mejor soporte a la toma de decisiones. Con frecuencia, las pequeñas organizaciones fallan a la hora de tener una visión clara de aspectos cruciales de los procesos o los comportamientos e intereses de los clientes. La explotación de Big Data está todavía en un escenario temprano, pero los beneficios son evidentes. Tomar ventajas del análisis de Big Data requiere un almacenamiento más flexible y rápido que el de las infraestructuras IT legacy.

 

Movilidad

Con dispositivos móviles, trabajadores, clientes y partners pueden interactuar con el negocio estén donde estén, si es que el negocio es capaz de dar respuesta. El bajo coste y gran penetración de la movilidad significa un incremento de eficiencia y flexibilidad en la cadena de valor, desde la fabricación a las ventas y el soporte.

 

Cloud

Las pequeñas organizaciones miran hacia soluciones basadas en cloud. Las empresas pueden usar cloud para escalar de forma sencilla, incluyendo software y almacenamiento on-line, pudiendo desarrollar rápidos y adecuados servicios. Compañías con infraestructuras TI anticuadas, pueden con la nube resolver algunas de sus limitaciones. De ahí que se incremente la demanda de aplicaciones basadas en cloud, especialmente para BI, CRM, colaboración, gestión de capital humano y suites de productividad.

 

Seguridad

Todas las empresas son objetivos potenciales de brechas de seguridad. Las pérdidas anuales por cibercrimen, incluyendo el robo de propiedad intelectual, superan los 250.000 millones de dólares, y se espera que se dupliquen en la próxima década. Teniendo en cuenta que las pequeñas y medianas empresas están incrementando sus transacciones y comunicaciones electrónicas, es necesario que incrementen su seguridad en la misma medida.

Movilidad y cloud provocan nuevos retos de seguridad. Con dispositivos móviles personales ganando importancia en las actividades laborales diarias, usando datos de la empresa e interactuando con aplicaciones y datos personales, se incrementa el escenario de las amenazas.

 

Modernizar las TI para incrementar la productividad

La modernización de las TI reducen las necesidades de mantenimiento, liberando personal para colaborar y mejorar la productividad o, incluso, liberando presupuesto para otro proyecto. Pero los costes en términos de productividad, oportunidades de negocio perdidas y los relacionados directamente con TI continúan creciendo, de ahí que para muchas empresas la modernización sea una prioridad urgente.

Continuando con una aproximación paso a paso, por ejemplo, haciendo más con los mismo, podemos negar muchos de los beneficios esperados de una infraestructura moderna , como la mejora de los tiempos de respuesta o la eficiencia. La adopción de tecnologías transformadoras como Big Data, Analytics, movilidad, redes sociales, cloud y seguridad mejora la competitividad y la productividad. Sólo apostando por tecnologías modernas, las empresas pueden confiar en la obtención de estos resultados.

Pero, cómo puede una empresa superar las limitaciones de una infraestructura heredada y moverse a la productividad prometida por el Nuevo Estilo de las TI. Primero, seleccionando un socio capaz de convertir sus deseos en un rango de tecnologías que puedan simplificar la implementación e incrementar la productividad, soluciones que permitan alcanzar los objetivos de la empresa o superarlos, reduciendo el coste total de propiedad.

En el apartado tecnológico:

  • Servidores estándar fáciles de gestionar y capaces de dar respuesta a las necesidades que imponen la virtualización y las aplicaciones complejas.
  • Sistemas de almacenamiento flexibles y escalables que puedan manejar el crecimiento de los datos, soportando operaciones con grandes datos y grandes ficheros multimedia, atendiendo las demandas de servidores virtualizados.
  • Redes avanzadas que combinen ancho de banda, seguridad de alta gama e arquitecturas innovadoras, que puedan gestionar redes inalámbricas y cableadas, reduciendo gastos y complejidades.
  • Todos estos sistemas deben ser sencillos de manejar, estar altamente disponibles y diseñados para trabajar independientemente o integrados aprovechando el potencial de todos juntos, así como de las posibilidades de la virtualización para obtener una infraestructura flexible y más modular.

Un ejemplo es la propuesta tecnológica de HP, que sigue invirtiendo 3.000 millones de dólares en I+D para seguir innovando en su oferta tecnológica.

Redacción

Suscríbete a nuestro Newsletter

* Todos los campos son requeridos