Acepto

COOKIES

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y análisis, propias y de terceros, para anónimamente facilitarle la navegación y analizar estadísticas del uso de la web. Consideramos que si continúa navegando, acepta su uso. Obtener más información

La pérdida de memorias USB en el entorno laboral aumenta la inseguridad de las empresas

  • Seguridad

Modem USB

Según un estudio, casi la mitad de las organizaciones ha perdido este tipo de dispositivos, y el 25% de los trabajadores no toma medidas de prevención contra el acceso a los datos guardados en memorias USB.

Con el fin de estudiar el comportamiento de los empleados en términos de seguridad en el ámbito laboral en España, Kingston Digital Europe ha llevado a cabo un estudio que pone el foco principal en los dispositivos USB. No en vano, éstos traen consigo un importante riesgo, tanto de filtración como de robo de datos, debido a su alto porcentaje de uso. De hecho, más del 63% de las empresas españolas consultadas cuenta con más de 5 USB en uso de forma simultánea.

Quizá te interese...

El entorno de la pyme en 2017

Cómo ser flexible y apto para la transformación digital

Cómo lograr el éxito en la gestión del rendimiento empresarial y la Inteligencia de negocio

Impacto económico del desarrollo de aplicaciones de negocio con ServiceNow

Rendimiento digital: la importancia para el retailer

Informe e-Pyme 2016

 

Una de las primeras conclusiones del estudio es que el 48% de las empresas españolas han perdido memorias USB, mientras que en un 40% de las ocasiones no está claro lo ocurrido con ellas, con el riesgo que esto conlleva. “Éstos son, sin duda, datos muy alarmantes, ya que casi un 67% de los encuestados almacenan tanto información personal como profesional en la misma unidad, mientras que un tercio guarda información sensible”, asegura Pedro González, director de Desarrollo de Negocio de Kingston. Y añade: “El bajo nivel de preocupación por parte de los empleados, unido a la falta de formación específica en este ámbito, se configuran como las mayores causas de riesgo para la pérdida de datos”.

Por otra parte, y hablando estrictamente en términos de seguridad, el informe destaca que el 94% de las memorias USB no usan encriptación por hardware, por lo que renuncian a ese grado de seguridad, facilitando la substracción de datos. Y de igual forma, revela que uno de cada cuatro empleados no toma ninguna medida de seguridad para proteger los datos de su memoria USB, mientras que más del 37% de los encuestados confía en “un lugar de almacenamiento seguro” como principal mediada de protección.

En este punto, el documento aborda las posibles soluciones al respecto. Según el 50% de los encuestados, sus empresas han planificado incrementar sus esfuerzos para garantizar la seguridad de los datos, ajustándose de este modo al nuevo Reglamento General de Protección de Datos. Aun así, desde Kingston recomiendan implementar todas las medidas necesarias para aumentar el grado de seguridad desde los propios departamentos de TI: “Desde esta área se puede lanzar una campaña de concienciación para los empleados, acompañado por un programa de formación que ayude a la plantilla a conocer y manejar distintas herramientas de seguridad. Asimismo, implementar el uso de unidades encriptadas por hardware supondría un salto de calidad en los estándares de seguridad con los que la compañía trabaja”, asegura el directivo.

Suscríbete a nuestro Newsletter

* Todos los campos son requeridos