Cerca del 40% del tráfico global de Internet son bots maliciosos

  • Seguridad

Sistema red datos botnet trafico

Un análisis de Barracuda concluye que los bots maliciosos constituyeron casi el 40% de todo el tráfico de Internet. Las aplicaciones de comercio electrónico y los portales de inicio de sesión son los objetivos más comunes de los bots persistentes avanzados.

Recomendados: 

El papel de la ciberinteligencia en la seguridad empresarial Webinar

Microsegmentación, clave para seguridad empresarial Leer

La hoja de ruta de DevOps en materia de seguridad Leer

Barracuda ha publicado el informe "Bot attacks: Top Threats and Trends – Insights into the growing number of automated attacks", que explora los patrones de tráfico emergentes, ejemplos del comportamiento y la detección de bots, y los pasos que los equipos de TI deben tomar para proteger sus negocios. Tras analizar los patrones de tráfico durante los primeros seis meses de 2021, los investigadores descubrieron que los bots constituyen casi dos tercios del tráfico de Internet, y los bots maliciosos casi el 40% de todo el tráfico.

Las aplicaciones de comercio electrónico y los portales de inicio de sesión son los objetivos más comunes de los bots persistentes avanzados. La mayor parte del tráfico de bots proviene de las dos grandes nubes públicas, AWS y Microsoft Azure, en aproximadamente la misma medida.

Norteamérica representa el 67% del tráfico de bots maliciosos, y la mayor parte se origina en centros de datos públicos. Poco más del 22% del tráfico de bots maliciosos proviene de Europa, y es más probable que el tráfico de bots maliciosos europeos provenga de servicios de alojamiento o IP residenciales.

Según Nitzan Miron, vicepresidente de gestión de productos y seguridad de aplicaciones de Barracuda, "si bien algunos bots como los rastreadores de motores de búsqueda son buenos, nuestra investigación muestra que más del 60% de los bots se dedican a llevar a cabo actividades maliciosas a escala". cuando no se controlan, estos bots maliciosos pueden robar datos, afectar el rendimiento del sitio e incluso provocar una brecha. "Es por eso que es de vital importancia detectar y bloquear eficazmente el tráfico de bots", señala.