Acepto

COOKIES

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y de análisis, propias y de terceros, para anónimamente facilitarle la navegación y analizar estadísticas del uso de la web. Obtener más información

Dominar IoT: una gran oportunidad para los fabricantes de impresión

  • Actualidad

Las vastas cantidades de datos recopilados por IoT ofrecen oportunidades económicas significativas para los proveedores y socios de canal del mundo de la impresión. Estos deben aprender a sacar los datos de la actividad de los dispositivos, el comportamiento del usuario y los flujos de trabajo.

A medida que las empresas priorizan la eficiencia y la productividad, buscan proveedores de tecnología para ofrecer información basada en datos y servicios de valor agregado. Estos datos están siendo generados por la rápida evolución y maduración de Internet de las Cosas, que ha visto crecer el número de dispositivos conectados de manera exponencial.

Las vastas cantidades de datos recopilados por esos dispositivos, incluidos aquellos en el ecosistema de impresión, ofrecen oportunidades económicas significativas para los proveedores y socios de canal si saben sacar los datos de la actividad de los dispositivos, el comportamiento del usuario y los flujos de trabajo. Además, todo esto puede generar un ecosistema de impresión más rentable, productivo y seguro para los clientes. Por lo tanto, dominar el IoT y explotar la oportunidad de big data debería ser una prioridad para los proveedores y socios de canal.

Y es que, IoT es un factor clave en el impulso de la Industria 4.0. La nueva tecnología relaciona una automatización creciente, el intercambio de datos, la nube y la computación basada en la cognición. Por ello, el desafío para los proveedores de impresión es identificar dónde IoT les ofrece oportunidades para aumentar el contacto con los clientes a medida que se avanza hacia un entorno rico en datos.

En este sentido, es notable el cambio en los modelos de negocio que está generando la industria 4.0. Ahora los compradores se alejan de la compra de tecnología patentada e independiente diseñada por una sola organización para ser utilizada por una sola organización. Prefieren en su lugar la adopción de una economía de plataforma en la que se puedan agregar y analizar de forma centralizada múltiples fuentes de datos externos que redunden en un ecosistema corporativo.

Así, la gran cantidad de posibles fuentes de datos obliga a los proveedores a mirar más allá del sector de impresión inmediata para crear asociaciones intersectoriales de las cuales obtener información. Los proveedores deben estar dispuestos a compartir sus propios datos, anonimizados adecuadamente, como parte de la negociación. Esto representa un cambio cultural significativo para muchas organizaciones de impresión, que durante décadas han guardado celosamente su IP e instalado información básica, tendiendo a mirar hacia adentro, no hacia afuera, en busca de inspiración.

En este ecosistema tienen un gran papel los dispositivos multifunción por su capacidad informática: el dispositivo promedio contiene 20 millones de líneas de código, más que el sistema operativo Android. Además, los dispositivos multifunción ya contienen una variedad de sensores que recopilan e interpretan información. Sin embargo, para convertirse en parte del ecosistema inteligente y conectado, cada MFP debe ser más que un par de los dispositivos MFP que hay dentro de la misma plataforma. Tiene que poder acceder a datos analizables de otras plataformas según comparte sus propios datos de una manera estandarizada.