Acepto

COOKIES

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y de análisis, propias y de terceros, para anónimamente facilitarle la navegación y analizar estadísticas del uso de la web. Obtener más información

Telemedicina para seguir a los pacientes con insuficiencia cardiaca crónica

  • Actualidad

sanidad

El Hospital de Bellvitge, IDIBELL y Vodafone acaban de presentar una solución móvil para pacientes con insuficiencia cardiaca crónica, una enfermedad que afecta a un 10% de los pacientes mayores de 75 años y supone uno de cada diez euros gastados por el sistema sanitario.

El Hospital Universitario de Bellvitge, el Instituto de Investigación Biomédica de Bellvitge (IDIBELL) y Vodafone forman parte de un proyecto de seguimiento por telemedicina (estudio HERMeS) de pacientes con insuficiencia cardíaca crónica en el que participan diez centros hospitalarios a nivel nacional. Actualmente el estudio ya incluye 200 pacientes con insuficiencia cardíaca de toda España.

Esta iniciativa de telemedicina, más concretamente de mHealth, utiliza un smartphone con una aplicación diseñada específicamente para recoger datos de los pacientes procedentes de un tensiómetro y de una báscula, ambos conectados por bluetooth al teléfono móvil. Además, desde la aplicación, los pacientes completan diariamente un cuestionario de control de síntomas mediante el cual se pueden detectar signos y síntomas de alarma que nos pueden estar indicando una incipiente nueva descompensación.

De esta forma, el personal sanitario recibe automáticamente los datos en una plataforma informática diseñada para este propósito (plataforma PIRENe) y puede corregir el tratamiento de los pacientes de forma instantánea ahorrando tiempo y recursos a los pacientes y al sistema sanitario. Este método incluye evaluaciones no presenciales por videoconferencia, de móvil a móvil, lo que permite ahorrar visitas y traslados al centro hospitalario mejorando así la calidad de vida de los pacientes.

El objetivo es ayudar a detectar y tratar más rápidamente las descompensaciones y reducir el número de hospitalizaciones y la mortalidad de estos pacientes.

En el marco del estudio, la intervención con telemedicina dura seis meses y se hace en personas que hayan recibido el alta hospitalaria recientemente a raíz de alguna descompensación, un periodo en el que existe una especial vulnerabilidad para presentar nuevas descompensaciones.

Además del Hospital Universitari de Bellvitge, en este ensayo clínico participan los equipos de cronicidad de Atención Primaria SAP Delta, Hospital Universitari Arnau de Vilanova de Lleida, Hospital Clínico Universitario de Valencia, Hospital Universitario Virgen de la Victoria de Málaga, Hospital Universitario Central de Asturias, Hospital de Manises, Hospital Universitario Puerta de Hierro-Majadahonda, Hospital de Viladecans y Hospital Sant Joan Despí Moisès Broggi.

TAGS eSalud, Sanidad