El uso en España de la e-factura permitió ahorrar más de 1.868 millones en 2020

  • Actualidad

factura electronica

El uso de la factura electrónica creció en España un 16,6% en 2020, y supuso un ahorro de más de 1.868 millones de euros en costes de gestión. Madrid, Cataluña y Andalucía son las comunidades que encabezan el ranking de autonomías por volumen de emisión y recepción de e-facturas.

Recomendados: 

Fondos NextGenEU para modernizar las AA.PP. ¿Qué sabemos hasta ahora? Webinar

Transacciones electrónicas europeas: cumpliendo con eIDAS Webinar

Impacto del COVID-19 en la Contratación Pública de TI Webinar

El volumen total de facturas electrónicas emitidas en España en 2020 (sumando los ámbitos B2B, B2G y B2C) ascendió a 240.731.047, lo que supone un incremento del 16,60 % con respecto a 2019 y 34.266.994 facturas electrónicas más que en 2019. Son datos de un estudio de SERES, especialista en el intercambio electrónico seguro de documentos, que atribuye su progresión a la crisis sanitaria, el impulso de la transformación digital y la obligatoriedad en las contrataciones públicas europeas, además de sus ventajas en materia de sostenibilidad y eficiencia.

Su uso en 2020 permitió, según la firma, ahorrar más de 1.868 millones euros en costes de gestión y evitó un uso de papel equivalente a 12.960 pinos, además de ahorrar en horas de trabajo el equivalente a 515 años laborables.

Madrid, Cataluña y Andalucía, las comunidades más activas en la emisión y recepción de facturas electrónicas. En el caso de Madrid, las e-facturas supusieron el 36,81% del total de emitidas en España, seguida por Cataluña con el 27,27% y Andalucía con el 10,54 %. Cierran la lista Ceuta y Melilla (0,01%), Islas Baleares (0,14%) y Extremadura (0,21%) son los sitios en los que se recibieron menos facturas electrónicas.

Respecto al volumen de las recibidas, las primeras posiciones del ranking no difieren: Madrid encabeza la lista con el 26,83% del total y le siguen Cataluña (24,96%) y Andalucía (8,87%). En el polo opuesto están Ceuta y Melilla (0,02%), La Rioja (0,31 %) y Extremadura (0,47%).

Por sectores, el de servicios lidera el uso de la factura electrónica con el 61,78 % de los documentos emitidos y el 77,17% de los recibidos, representando el 55,88 % de las empresas emisoras y el 58,52% de las receptoras. En segundo lugar se encuentra la industria, con el 27,81% de los documentos emitidos y el 28,07% de los recibidos. Este sector comprende al 41,80 % de las empresas emisoras y al 36,68% de las receptoras. En el sector primario ocupa el último lugar, representando el 0,46 % de los documentos emitidos y el 0,54 % de los documentos recibidos. Tan solo un 1,19 % de las empresas emisoras y un 1,57 % de las empresas receptoras de facturas electrónicas pertenecen a este sector.

La pequeña empresa lidera el uso de la factura electrónica con el 34,78% de las emisiones totales y el 32,09% de las recepciones. La mediana empresa, por su parte, representa el 34,02% de las emisiones de e-facturas y el 25,1 % de las recepciones. Por último, más rezagadas están las grandes empresas, con el 15,78% de las emisiones y el 13,65% de las recepciones, y las microempresas, que emiten el 15,42 % de las facturas, aunque destacan por recibir el 29,15% del total.

TAGS Actualidad