La productividad de las empresas de telecomunicaciones dobla la media española

  • Actualidad

incidentes teleco

La cobertura de la demanda de profesionales cualificados es principal reto que afrontan las empresas de telecomunicaciones y contenidos audiovisuales, según un estudio del Ministerio de Asuntos Económicos y Transformación Digital y la Cámara de Comercio de España. El documento, que analiza el impacto en el conjunto de la economía española de ambos sectores, concluye que la productividad en ambos casos está por encima de la media española.

Recomendados: 

Aplicaciones, ¿cómo desarrollo, entrego y gestiono mi software? Webinar

Informe: Hacia la empresa hiperinteligente Leer 

El sector de las telecomunicaciones y la industria audiovisual se enfrentan al reto de incorporar profesionales cualificados para lograr un mayor crecimiento de las empresas que los integran, según esta radiografía del impacto económico de ambos sectores en la economía que se acaba de presentar.

En los dos últimos años el 69,5% de las compañías del sector de las telecomunicaciones que han contratado profesionales, manifiestan la dificultad que encontraron para incorporar todo tipo de perfiles, especialmente los relacionados con ingeniería (el 59% de estas empresas), gestión de sistemas (20%) y marketing (13,3%), entre otros. En este ámbito es muy relevante el porcentaje de empresas que manifestó dificultades para encontrar técnicos intermedios relacionados con la Formación Profesional. Un 44,3% de las compañías que contrató personal dentro del sector señaló esta opción.

El sector audiovisual atraviesa una situación similar, pero en menor medida. Un 38,4% de las empresas del sector que ha realizado contrataciones en los dos últimos años, ha señalado dificultades para encontrar profesionales cualificados. Entre los perfiles más demandados destacan los relacionados con la producción (32,6% de estas empresas), la programación (23,3%) o la creación/agregación de contenidos (22,1%). El informe también pone de relieve la elevada demanda de perfiles relacionados con la formación técnica que aporta la Formación Profesional, como operarios y técnicos. Un 53,5% de las empresas que contrató personal en los últimos dos años señaló este tipo de perfiles.

Valor para la economía, internacionalización y productividad
Aunque comparten retos, dificultades y expectativas, y tienen en común una misma realidad moldeada por la globalización, la tecnología, los cambios de hábitos del consumidor y el talento, el sector de telecomunicaciones y el audiovisual se diferencian por su peso en la economía española. El 3,3% del Valor Añadido Bruto (VAB) generado por la economía en 2018 estuvo relacionado directa o indirectamente con los servicios de telecomunicaciones, mientras que el 1,1% de esta cifra dependía directa e indirectamente de la industria audiovisual. 

Además, en ese año, el 2,3% del empleo generado por la economía española dependió de forma directa o indirecta de los servicios de telecomunicaciones, con un total de 474.891 puestos de trabajo. Con respecto a la industria audiovisual, ese mismo año la cifra ascendía al 1% del empleo, 205.118 puestos de trabajo, generado por el total de nuestra economía. 

Todo ello pone de manifiesto la importancia que ambos sectores tienen tanto en el presente como de cara al futuro, especialmente por su efecto multiplicador de la actividad y del empleo.

Concretamente, en el caso del sector de telecomunicaciones, en 2018, por cada 100 euros de producción generados por sus servicios, se obtuvieron 121 euros adicionales en el resto de ramas de actividad de la economía, y por cada 100 puestos de trabajo creados, se generaron 532 empleos adicionales en otras actividades. Y aunque en menor medida, el sector audiovisual también presenta un efecto multiplicador significativo: por cada 100 puestos de trabajo generados durante ese año en el sector, se crearon 186 empleos adicionales en otras ramas; y por cada 100 euros de producción derivados de la industria de contenidos, se generaron 102 euros adicionales en el resto de ramas de actividad económica.

En términos de productividad, ambos sectores superan la media de la economía española, siendo especialmente reseñable el caso de las telecomunicaciones, rama que viene duplicando esa media desde el año 2015 (en 2018 por ejemplo, el sector alcanzó 126.694 euros de VAB por ocupado, frente a los 56.385 euros de media nacional). El sector audiovisual por su parte, también por encima de la nacional, tuvo una productividad de 63.505 euros por ocupado en 2018.

En cuanto al nivel de internacionalización, en 2017 las exportaciones del sector de telecomunicaciones representaron el 0,44% del total de la economía española, y las importaciones el 0,56% del total. Porcentajes similares presenta el sector audiovisual. Ese mismo año exportó el 0,47% del total de las ventas al exterior de la economía española e importó el 0,57% del total. En ambos casos, sus exportaciones se dirigen principalmente a países de la UE.

Estas cifras ponen de manifiesto el amplio margen de mejora que aún tienen las empresas de ambos sectores en materia de internacionalización. De acuerdo con los datos de la encuesta realizada a las compañías, solo el 27,1% de las empresas del sector de telecomunicaciones tiene negocio exterior, ya sea exportación de servicios o actividad productiva en terceros países. Sin embargo, hay que destacar cómo, a pesar del reducido peso de las exportaciones del sector audiovisual en el total de la economía, un 40,2% de las empresas del sector tiene negocio exterior, aunque para el 46% de ellas, la cifra de negocio resultante representa menos del 10% de la facturación total.