Twitter iniciará una batalla legal ante la retirada de la oferta de compra de Elon Musk

  • Actualidad

twitter

En menos de tres meses, Elon Musk, el hombre más rico del mundo, ha pasado de pensar que Twitter tenía un “tremendo potencial” y querer comprarla por 44.000 millones de dólares, a rescindir la operación. Serán los tribunales los que decidan si debe cumplir el acuerdo vinculante que firmó.

Recomendados: 

Gobiernos Data-driven: la gestión de los datos Leer

Pasos para digitalizar un entorno B2B Video

El camino hacia la residencia de datos Informe 

Empresas nativas digitales y tecnologías de experiencia de usuario Documento 

Desde que anunció en abril su intención de comprar Twitter por 44.000 millones de dólares, hay un asunto que enturbiaba la operación. Aunque Musk firmó una oferta vinculante, lleva meses quejándose de que la red social no facilitaba el número de cuentas falsas. De hecho, en mayo puso temporalmente en espera la adquisición

El pasado vienes con las que cuenta la red social, acompañado por sus abogados, retiró su oferta de compra, alegando que se habían incumplido varias disposiciones del acuerdo de adquisición. La principal es, que según el dueño de Tesla, Twitter no ha proporcionado la información necesaria para calcular el número de cuentas que son spam/falsas, que la plataforma cifra en un 5%, y que Musk no cree y estima en un 20%.

En abril Elon Musk firmó un acuerdo vinculante para comprar Twitter por 54,20 dólares por acción, o 44.000 millones de dólares, renunciando a la ‘due diligence’ o diligencia debida para cerrar rápidamente el acuerdo. Si se rompía el trato, Musk debería pagar 1.000 millones de dólares, y Twitter se reservaba el derecho de demandar.

Va a ser esta segunda opción la que se imponga, según ha declarado Bret Taylor, presidente de la plataforma social, que planteará una acción legal para ejecutar el proceso de fusión. Sobre ello, el New York Times ha dicho que “probablemente se desencadene una batalla fea y prolongada”, teniendo en cuenta que no es nada común que un acuerdo de esta envergadura acabe en este desenlace.

Para Twitter, completar la venta es esencial. La compañía es la red social más influyente, pero esto no le ha servido para conseguir un desempeño financiero consistente.