Las pérdidas por fraude en los pagos online aumentarán un 18% en 2021

  • Seguridad

pagos

Las empresas deben implementar con urgencia estrategias para prevenir el fraude en los pagos procedentes de la venta online, sin dificultar la experiencia del cliente. Un nuevo estudio de Juniper Research estima que las pérdidas por este tipo de estafas aumentarán un 18% este año.

Recomendados: 

7 consejos para proteger los datos de tu empresa y vencer al ransomware Leer

La era de la experiencia de cliente sin contacto Leer

Abriendo la puerta a la próxima ola de comercio digital Leer

A medida que compramos más por Internet, los consumidores estamos en el punto de mira de los delincuentes y, si a ello se le suma que no todas las tiendas online están preparadas para hacer frente al fraude digital, el resultado es que aumentan los casos de estafas en los pagos online. Según los datos que maneja Juniper Research, este año las pérdidas por fraude online sobrepasarán los 20.000 millones de dólares, un 18% más que el año pasado.

La situación exige, de acuerdo con sus expertos, que las empresas implementen estrategias de prevención del fraude en todos sus canales digitales de venta o, de lo contrario, o seguirán experimentando grandes pérdidas. Y, en este punto, sostienen que la aplicación de de la inteligencia artificial, y concretamente de técnicas de biometría del comportamiento, serán de gran ayuda.

La investigación subraya que, aunque los negocios online están interesados en reducir las tasas de fraude de sus niveles actuales, no quieren introducir dificultades adicionales en el proceso de pago. En este sentido, una de las autoras de este trabajo, Susan Morrow, encuentra que no están exentos de razón. A su juicio, si bien está claro que se necesita más seguridad que nunca, en un entorno tan competitivo, los comercios “deberán asegurarse de que el usuario encuentren justificación a los controles de seguridad adicionales o corren el riesgo de tasas más altas de abandono del proceso de compra".

Por eso, el informe insiste en que debe explicarse claramente a qué se deben los controles de seguridad y que, para preservar la experiencia del usuario, tengan en cuenta que puede ser clave la aplicación de análisis de comportamiento automatizados.