Acepto

COOKIES

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y de análisis, propias y de terceros, para anónimamente facilitarle la navegación y analizar estadísticas del uso de la web. Obtener más información

Ricoh factura 270 millones en plena apuesta por la digitalización del puesto de trabajo

  • Actualidad

Ramón Martín, CEO de Ricoh España y Portugal

El próximo día 31 Ricoh cerrará su ejercicio fiscal, doce meses en los que la firma ha facturado en España 270 millones de euros y ha reforzado su apuesta por la digitalización del puesto de trabajo, un camino donde las adquisiciones realizadas en España han tenido un protagonismo especial.

A poco menos de dos semanas del cierre del ejercicio fiscal, Ricoh ha comunicado que la facturación de este período se ha elevado un 2,5% hasta los 270 millones de euros, una cifra que proviene en un 65% de las ventas de lo que denominan Office Printing (el negocio alrededor de la impresión en la oficina, que se divide, más o menos al 50%, entre la venta de hardware y los servicios), un 25% de Office Services (negocio alrededor de las soluciones de TI y la colaboración), y un 10% en Impresión Industrial.

RECOMENDADOS:

Tecnologías que dan al dato el protagonismo que merece (WEBINAR) 

Cinco retos de la innovación en cloud

Informe IT Trends 2019: La realidad digital de la empresa española

Mejores prácticas para implementar una plataforma ágil

Robo de credenciales: prioriza la seguridad de tus apps

Instalación de Redes WiFi y LAN en Hoteles

Este reparto del negocio, comentaba Ramón Martín, CEO de Ricoh en España y Portugal, es similar en la compañía a nivel global, si bien la estrategia de la firma pasa por una redistribución del negocio que en el año fiscal 22 debería finalizar con un 31% en Office Services (frente al 23% global en ese momento), un 39% en Office Printing (frente al 55% actual), 20% en Commercial and Industrial Printing (frente al 15% actual), y un 10% en otros negocios (frente al 9% actual). En resumen, “voluntad de crecimiento con mayor aportación del resto de los negocios ajenos a la impresión”, señalaba Ramón Martín.

En esta estrategia hacia el reforzamiento de los lugares de trabajo digitales ha tenido un protagonismo destacado las compras realizadas por Ricoh en España en los últimos años, desde la de Aventia en 2013 hasta la de Zeed Security en 2019, sin olvidar la de Techno Trends en 2017. Hablando de la última de ellas, la compañía busca “una forma de llevar la seguridad a las empresas de una forma más factible”.

Esta apuesta por la digitalización de los entornos de trabajo ha llevado a Ricoh a ser la única compañía del negocio de impresión entre las 16 destacadas de Europa en el cuadrante mágico de Gartner de Managed Workplace Services en 2019.

Reforzando esta estrategia, Ricoh anunciaba recientemente la nueva gama de equipos multifuncionales IM C2000-6000, unos dispositivos que desde la compañía definen como “la puerta de entrada al mundo digital”, que presentan, como sus principales alores, la personalización, la escalabilidad, la seguridad, la sostenibilidad y la sencillez de uso.