Acepto

COOKIES

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y de análisis, propias y de terceros, para anónimamente facilitarle la navegación y analizar estadísticas del uso de la web. Obtener más información

El sector industrial también irá hacia el modelo de cloud híbrida

  • Cloud

nube cloud

Las clouds híbridas en el sector de fabricación experimentarán crecimientos medios anuales del 21,1%, según ABI Research.

  Quizá te interese...

La virtualización de las infraestructuras críticas de negocio está transformando la producción y distribución de los bienes y servicios a través de la cadena de suministro y esto ocurre, como explica la firma, a medida que las empresas se mueven hacia despliegues de nube híbridas que conectan los recursos on-premise con los cloud, que permitan aprovechar el potencial de la digitalización.

No obstante, hay todo un camino por recorrer. La predisposición histórica de las empresas industriales hacia las soluciones on-premise ha sido suplantada por un enfoque más abierto, que ha permitido conectar los sistemas HMI,  SCADA y las redes de control a los sistemas y a la nube. Sin embargo, puede ser complicado llegar al punto donde todas estas piezas se combinan en el entorno de producción real, ya que muchos dispositivos de Tecnología Operativa (OT) se quedan cortos términos de interoperabilidad y seguridad debido a la prevalencia de protocolos patentados en el mercado heredado M2M, del que surgió IoT.

Ayúdanos a conocer cuáles son las tendencias tecnológicas que se impondrán en la empresa el próximo año y más allá, y cómo se está construyendo el futuro digital. 

La mayoría de los sistemas OT dependen de infraestructura con tiempos de vida medidos en décadas, mientras que los sistemas de TI se pueden actualizar con más frecuencia y a menor costes, dice ABI. Como resultado, según explica Ryan Martin, Principal Analyst de la consultora, “los mercados de industria y fabricación generalmente emplean una estrategia de integración tecnológica por etapas que favorece a los proveedores cuyo hardware, software y servicios se pueden adquirir de forma incremental, que provoquen una disrupción mínima. Empresas como GE se refieren a esto como 'cambio mínimo viable' ".