Acepto

COOKIES

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y de análisis, propias y de terceros, para anónimamente facilitarle la navegación y analizar estadísticas del uso de la web. Obtener más información

Cuatro razones sencillas para acelerar la adopción de cloud

  • Cloud

Liferay-cloud

Cloud no deja de crecer y se vuelve cada vez más importante a la hora de avanzar en los procesos de digitalización. Los especialistas de Liferay han seleccionado los que consideran que son los puntos fuertes del modelo informático, entre ellos la escalabilidad y flexibilidad, la reducción de costes, el recorte de los tiempos de llegada al mercado, y su facilidad de despliegue y uso.

 

Recomendados: 

WEBINAR >> Teletrabajo: productividad, flexibilidad y seguridad a pleno rendimiento Registro 

WEBINAR >> Autenticación y gestión de identidades, el nuevo perímetro de seguridad Registro

Liferay ha reunido las cuatro ventajas principales que consiguen las empresas que llevan sus sistemas y aplicaciones a cloud.

- Reducción de costes: implementar un software a través de una solución cloud pública reduce tanto los costes de infraestructura como los de TI y mantenimiento. Así, la implementación de una solución cloud, generalmente tendrá un menor número de costes asociados.

- Más flexibilidad: las soluciones cloud permiten una reacción más ágil ante las demandas de cualquier negocio. Cuando el crecimiento, una crisis puntual o la mera estacionalidad cambian las necesidades, la flexibilidad que presenta esta modalidad permite que se responda de la forma correcta y a tiempo, con una solución adecuada. Algo que revierte, además, en una mejor experiencia para el usuario (tanto interno, como externo), permitiendo con ello que sus actividades asociadas queden garantizadas.

- Time-to-market más rápido: relacionado con el punto anterior, la implementación de nuevas soluciones o evolución de las existentes se hace más ágil con una infraestructura de nube pública. Desde el principio, los desarrolladores cuentan con todo lo necesario para llevar a cabo los desarrollos pertinentes que demande el contexto - desde la infraestructura, hasta los entornos- lo que revierte en una disminución del time-to-market de estas soluciones, aportando valor al negocio y garantizando su continuidad con la máxima rapidez.

- Facilidad de uso: en general, las soluciones en la nube simplifican la gestión de la infraestructura. Los equipos de TI ya no necesitan mantener servidores físicos y, en cambio, pueden utilizar interfaces de las soluciones cloud para facilitar la configuración y la monitorización.

TAGS Cloud