Acepto

COOKIES

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y de análisis, propias y de terceros, para anónimamente facilitarle la navegación y analizar estadísticas del uso de la web. Obtener más información

El 63% de los directivos de RRHH cree que la inteligencia artificial aún no ha llegado a la empresa

  • Actualidad

Inteligencia Artificial

Seis de cada diez directores de Recursos Humanos piensa que la inteligencia artificial todavía no está teniendo un impacto real en las empresas, aunque un 48% cree que éste llegará en el corto plazo.

La Inteligencia Artificial (IA) está en pleno desarrollo. Aunque sus inicios datan de hace varias décadas, es ahora cuándo está verdaderamente implementada en nuestras vidas: smartphones que responden a nuestras palabras, realizan búsquedas en Internet mediante órdenes dadas por voz, automóviles inteligentes capaces de aparcar por nosotros, cámaras de fotos que reconocen las caras y pueden incluso detectar nuestro estado de ánimo…

Esta tecnología parece haber llegado a nuestras vidas para quedarse, pero, ¿ha desembarcado ya en el mercado laboral?, ¿estamos viviendo ya sus primeros efectos? Según el 37% de los expertos encuestados por el Grupo Adecco y el Instituto Cuatrecasas en su estudio sobre el impacto de la inteligencia artificial en los recursos humanos, esta tecnología ya tiene un impacto significativo en el mundo laboral, es el presente y es una realidad en estos momentos.

Sin embargo, parece que la mayoría de ellos (el 48%) opina que el verdadero impacto llegará pronto, en un futuro a corto plazo, y debemos estar preparados para cuando eso ocurra.

Ayúdanos a conocer cuáles son las tendencias tecnológicas que se impondrán en la empresa el próximo año y más allá, y cómo se está construyendo el futuro digital.

El 15% restante cree que los efectos de la Inteligencia Artificial en el mercado laboral no serán significativos en los próximos años y que su verdadero desembarco tendrá lugar en un futuro a largo plazo.

En su mayoría, un 74% de los encuestados, se muestran convencidos de que la IA no supondrá un peligro para los trabajadores: el 67% opina que la posible eliminación de puestos de trabajo se verá claramente compensada por la creación de otros nuevos y el 7% cree que se crearán nuevas necesidades que requerirán de un mayor número de profesionales del que tenemos ahora.