Acepto

COOKIES

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y de análisis, propias y de terceros, para anónimamente facilitarle la navegación y analizar estadísticas del uso de la web. Obtener más información

Piloto con drones 4G para establecer un modelo de cobertura aérea

  • Actualidad

dron-Vodafone

Lo ha hecho Vodafone en la localidad barcelonesa de Moyá. Su intención es definir un modelo de cobertura aérea que permita el uso masivo de drones más allá de la línea de vista en un entorno seguro.

Vodafone ha realizado en BCN Drone Center de Moyá un piloto con drones 4G, cuyo objetivo ha sido definir un modelo que permita que en el futuro se puedan realizar múltiples vuelos de drones en un mismo espacio aéreo por debajo de 400 pies (120 metros) de manera organizada, ya que en la actualidad las redes móviles sólo ofrecen cobertura a nivel de suelo.

Se trata de un paso previo al vuelo de drones con una red 5G, que podrá ofrecer servicio a miles de aeronaves no tripuladas de forma simultánea y con garantía de estabilidad, con drones permanentemente conectados y geolocalizados en tiempo real que podrán ser aterrizados en caso de acceso a zonas restringidas, como aeropuertos o aeródromos.

En estas pruebas se utiliza la red de telefonía móvil de Vodafone con la tecnología RPS (Radio Positioning System), que permite una estimación muy precisa de la posición de la SIM sin colaboración del dron proporcionando, según la compañía, una fuente alternativa a la tradicional basada en las coordenadas GPS reportadas por la aeronave, lo que añade robustez y protección frente a posibles intentos de falsificación o inutilización de la señal de GPS. El sistema RPS es una tecnología protegida por Vodafone y publicada para su libre uso por terceras partes, con vistas a acelerar el desarrollo de este sector por parte de otros actores de la industria sin ningún tipo de contraprestación.

Ayúdanos a conocer cuáles son las tendencias tecnológicas que se impondrán en la empresa el próximo año y más allá, y cómo se está construyendo el futuro digital.

Esta solución permitirá impulsar el uso de drones de forma segura en distintos sectores de actividad económica como: logística, gestión de flotas y transporte, agricultura, vigilancia de fronteras, infraestructuras críticas, campos en los que se espera un importante crecimiento económico en los próximos años.

Este avance tecnológico permitiría disponer de una solución para ir abriendo y liberalizando la gestión y el uso del tráfico de drones para actividades profesionales; un aspecto sobre el que las instituciones europeas llevan años trabajando para encontrar el equilibrio entre el desarrollo del sector de los drones a escala masiva y la necesaria seguridad en el tráfico aéreo.

Se estima que en 2050, los drones que vuelan a altitudes de hasta 400 pies representarán 250 millones de horas de vuelo, frente a solo 33 millones de horas para aviones tripulados en espacio aéreo controlado.