El gasto mundial en TI crecerá un 3% en 2022, según Gartner

  • Actualidad

Crecimiento

Los pronósticos de la consultora sostienen que los CIOs van a continuar con sus planes de inversión a pesar de la inflación y el clima de incertidumbre.

Recomendados: 

Oportunidades de transformación tecnológica para las PYMES Video

Viaje al Cloud en la estrategia de modernización  empresarial Documento

El teletrabajo en España antes, durante y después de la pandemia Informe

Su nuevo pronóstico es que el gasto en TI en todo el mundo ascienda a un total de 4,5 billones de dólares en 2022, lo que representa un aumento del 3% sobre 2021. No obstante, señala que aunque el gasto crecerá, lo hará a un ritmo mucho más lento que en 2021.

La inflación es, según Gartner, el mayor riesgo para todos, un problema que intentan atajar los bancos centrales de todo el mundo, aunque no se espera una reducción hasta finales del próximo año. Con todo, pese a la volatilidad provocada por la inflación y las tasas de cambio de divisas disuadan a los CIOs de sus planes de inversión. En este sentido, la firma de análisis sugiere que es una necesidad ya que "las organizaciones que no invierten en el corto plazo probablemente se quedarán atrás en el mediano plazo y corren el riesgo de no estar presentes en el largo plazo”.

Los aumentos de precios y la incertidumbre en la entrega, aumentados por la invasión rusa de Ucrania , han acelerado la transición hacia un modelo de consumo basado en servicios, lo que impulsa el gasto cloud, que registrará un incremento del 22,1% en 2022. Esto tendrá un impacto positivo en las ventas de servidores del 16,6%, ya que los proveedores de nube pública están construyendo centros de datos para cubrir la demanda de servicios.

De las estimaciones de Gartner por segmentos de mercado, destaca el crecimiento del gasto en sistemas de centros de datos, que crecerá un 11,1%, hasta los 212.218 millones de dólares. También ligado al aumento de la demanda de consultoría, despliegues y servicios gestionados en la nube, aumentará el gasto en servicios de TI un 6,2%, hasta situarse en 1,28 billones de dólares. El gasto en software caerá en casi cinco puntos respecto al registrado en 2021, pero aún así se incrementará un 9,6%, llegando a alcanzar los 806.800 millones. La cifra de servicios de comunicaciones se mantendrá plana, con un aumento modesto del 0,4%, aunque superará por primera vez los 1,5 billones.

La única categoría que experimente un descenso este año será la de dispositivos, un 5%, situando el gasto en 767.872 millones de dólares, tras un 2021 en el que había aumentado un 16%. Para 2023, el crecimiento en este segmento será del 3%. La caída de este año se debe a los recortes de gastos en PC, tabletas e impresoras por parte de los consumidores.