Acepto

COOKIES

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y de análisis, propias y de terceros, para anónimamente facilitarle la navegación y analizar estadísticas del uso de la web. Obtener más información

Casi un 20% de los adolescentes españoles sufre adicción a Internet

  • En cifras

jovenes

Las nuevas Tecnologías conllevan numerosos beneficios, pero también riesgos. Según un informe de Kelito.es, un 18,2% de los adolescentes españoles sufre adicción a Internet, lo que se traduce en casi medio millón de personas.

Más sobre Transformación Digital 

Moderniza los servicios de RR.HH. y aumenta la satisfacción de tus empleados

SAP HANA Platform: despliega todo su potencial en tu negocio

Smart cities, conectando puntos para crear un futuro más inteligente 

Mejores prácticas para implementar una plataforma ágil

NetOps conoce a DevOps. Estado de la automatización de red

Cómo implementar automatización DevOps y lograr una verdadera agilidad cloud

De los casi 2,8 millones de adolescentes de entre 12 y 17 años con acceso a Internet en España, más de 495.300, un 18,2%, del total, presenta síntomas de adicción a Internet. Así lo asegura un estudio de Kelito.es que destaca que este porcentaje es superior al rango de edad de personas entre 12 y 14 años (el 18,33% de la población) y de los adolescentes entre 15 y 17 años (el 17,56%).

El estudio también deja patente que las personas cada vez acceden a las Nuevas Tecnologías a edades más tempranas. En este sentido, a partir de los 10 años, los jóvenes se declaran “inseparables” de su teléfono móvil. El 75% de los niños de 12 años ya posee uno y la penetración supera el 97% a partir de los 14 años.

Además, El 21% de los jóvenes de entre 14 y 18 años reconoce que utiliza Internet de forma compulsiva.

Los síntomas de adicción a las redes sociales e Internet (RSI) son ligeramente más comunes entre los menores de 12 a 14 años que entre los de 15 y 17 años y puede traducirse en neuroticismo, ansiedad social, narcisismo o problemas de autoestima.

Mención especial para los juegos. El estudio revela que, a pesar de que para apostar se tiene que ser mayor de 18 años, más de 146.300 adolescentes admiten haber apostado dinero a través de Internet en los últimos años, lo que se traduce en un 6,4%.

De hecho, utilizar casas de apuestas online, estar conectado a las redes sociales durante más de dos horas al día, tener más de 500 amigos online o jugar con el ordenador más de 2,6 horas al día (18,2 horas a la semana) son hábitos relacionados con la posibilidad de desarrollar una conducta disfuncional en el uso de Internet.