Acepto

COOKIES

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y de análisis, propias y de terceros, para anónimamente facilitarle la navegación y analizar estadísticas del uso de la web. Obtener más información

Unas expectativas exageradas en torno a AIOps podrían decepcionar a las empresas

  • Estrategias digitales

inteligencia artificial IA

Un 40% de las grandes empresas utilizará Inteligencia Artificial para sus operaciones de TI (IAOps) dentro de tres años. Sin embargo, ya hay voces que advierten que las expectativas exageradas y el exceso de euforia en torno a esta tecnología, podrían acabar en desilusión.

Más sobre Transformación Digital 

Moderniza los servicios de RR.HH. y aumenta la satisfacción de tus empleados

SAP HANA Platform: despliega todo su potencial en tu negocio

Smart cities, conectando puntos para crear un futuro más inteligente 

Mejores prácticas para implementar una plataforma ágil

NetOps conoce a DevOps. Estado de la automatización de red

Cómo implementar automatización DevOps y lograr una verdadera agilidad cloud

Gartner ya habla de que un 40% de las grandes organizaciones utilizará la inteligencia artificial para reducir costes, automatizar tareas y prevenir problemas en las operaciones de TI. Esto, que se conoce como AIOps, está en la mente de muchos CIO, ya que puede aportar ventajas que facilitan sus labores de gestión, asignación y control de presupuestos.

No obstante, BMC ha sido la primera compañía en advertir de que hay demasiada euforia respecto a los resultados a corto plazo. En este sentido, la firma dice que la tecnología aplicada a las operaciones tiene un gran potencial, pero que el mercado ha generado unas grandes expectativas que en determinados casos han resultado ser exageradas. En este sentido, su director general para España, Portugal y África, Francisco Trillo, explica que “algunas predicciones apuntaron que las AIOps en su estado actual ya son capaces de analizar todas las operaciones de TI a nivel global y determinar con precisión qué centros de datos pueden ser prescindibles para clausurar y así recortar gastos. Estas promesas han generado una desilusión que ha provocado que algunas compañías finalmente tomaran la decisión de frenar sus procesos de implantación de AIOps”.

Pese a insinuar que se necesita cautela ante planteamientos cortoplacistas, Trillo cree que los beneficios de las AIOps superan a sus limitaciones actuales ya que “permiten a las compañías automatizar muchas de sus operaciones de TI y hacer una monitorización constante que previene y detecta problemas antes de que surjan. Esto libera tiempo al personal más cualificado, ayuda a prevenir problemas y reduce costes”.

Por tanto, el consejo de la compañía es que las organizaciones ignoren aquellas propuestas que prometan milagros para su organización y centrarse en soluciones que afronten sus problemas diarios de TI con información práctica proporcionada por aprendizaje práctico y automatización, con el fin de lograr más automatización, eficiencia y ahorro.