Bruselas quiere impulsar los pagos instantáneos en la Unión Europea

  • Estrategias digitales

bandera europea

La Comisión acaba de proponer un cambio normativo en la normativa SEPA para acelerar los pagos instantáneos en euros. Quiere que estén disponibles para todos los ciudadanos y empresas que tengan una cuenta bancaria en la UE y en los países del Espacio Económico Europeo.

Recomendados: 

Nueve formas prácticas de optimizar tus costes IT Leer

Data cloud inteligente, clave para tu transformación digital Informe

Infome de pruebas:
VMware Work from home Documento

A principios de 2022, solo el 11% de todas las transferencias de crédito en euros en la UE eran instantáneas, pero la Comisión quiere acelerar los pagos instántaneos en euros, a través de una propuesta que eliminen las barreras existentes y generalizar sus beneficios.

En un comunicado, el organismo comunitario ha enumerado las ventajas de los pagos instantáneos para ciudadanos y empresas, como la velocidad de transferencia del dinero (10 segundos) y la comodidad que suponen. Además, ayudan a mejorar significativamente el flujo de caja y generan ahorros de costos para las empresas, especialmente para las pymes, incluidos los minoristas. Por tanto, liberan dinero actualmente bloqueado en tránsito en el sistema financiero, el llamado 'pago flotante', que se pueden utilizar antes para el consumo o la inversión (casi 200.000 millones de euros están bloqueados en un día). 

La propuesta, que modifica y moderniza el Reglamento de 2012 sobre el Reglamento de Pagos Únicos en Euros (SEPA), consta de cuatro requisitos en relación con los pagos instantáneos en euros. Por un lado, hacer que los pagos instantáneos en euros estén universalmente disponible, con la obligación de los proveedores de servicios de pago de la UE que ya ofrecen transferencias de crédito en euros de ofrecer también su versión instantánea.

Por otro lado, garantizar que sean asequibles. En este sentido, la propuesta obliga a los proveedores de servicios de pago que el precio de la operación no en euros no supere el coste de las transferencias de crédito tradcionales actuales.de garantizar que el precio cobrado por los pagos instantáneos en euros no supere el precio cobrado por las transferencias de crédito tradicionales no instantáneas en euros.

También obliga a los proveedores de verificar la coincidencia entre el número de cuenta bancaria (IBAN) y el nombre del beneficiario proporcionado por el pagador para alertar al pagador de un posible error o fraude antes de realizar el pago.

Y, por último, quiere que los proveedores de servicios de pago preserven la eficacia del control de las personas sujetas a sanciones de la UE, a través de un procedimiento mediante el cual tendrán que verificar al menos diariamente a sus clientes con las listas de sanciones comunitarias, en lugar de controlar todas las transacciones una por una.

Con esta propuesta, la Comisión quiere agilizar el despliegue de transferencias instantáneas en el Mercado Único, ya que su disponibilidad y las tarifas varían mucho entre los diferentes Estados miembros.