Acepto

COOKIES

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y de análisis, propias y de terceros, para anónimamente facilitarle la navegación y analizar estadísticas del uso de la web. Obtener más información

Cosas que todos deberíamos saber sobre 5G

  • Actualidad

5G Conexion

Se habla mucho de la tecnología móvil de quinta generación (5G), sobre todo tras los anuncios realizados en el último MWC de febrero. Sin embargo, pese al 'ruido' existente en torno a ella, hay también desconocimiento del tema. Repasamos, con los expertos en Entelgy, las cinco claves que deberíamos conocer.

Más sobre Transformación Digital 

Moderniza los servicios de RR.HH. y aumenta la satisfacción de tus empleados

SAP HANA Platform: despliega todo su potencial en tu negocio

Smart cities, conectando puntos para crear un futuro más inteligente 

Mejores prácticas para implementar una plataforma ágil

NetOps conoce a DevOps. Estado de la automatización de red

Cómo implementar automatización DevOps y lograr una verdadera agilidad cloud

Hace escasos días publicábamos una información titulada “5G y su potencial disruptivo: entre la duda, el desconocimiento y el entusiasmo”,  resumen de un informe de Accenture que recoge la perspectiva de las empresas sobre la nueva evolución de conectividad móvil. En él se hace patente que, en general, directivos y empresas subestiman el potencial disruptivo de esta tecnología, con muchos encuestados que creen que hay “muy pocas cosas” que les permitirá hacer esta nueva generación de redes de telefonía móvil que no hagan con 4G.

El escepticismo en torno a 5G puede derivarse, según este mismo estudio, de la falta de conocimiento, pese a que esta tecnología, sin haber llegado, copa titulares como tendencia tecnológica y la última edición del MWC es buena muestra de ello.

Los expertos de Entelgy han reunido cinco claves o aspectos que hay que tener claro sobre 5G, y el primero de ellos es que “5G no será real hasta 2020”, es decir, se habla mucho de nuevas aplicaciones y usos, pero son demos, y también se presentan dispositivos, pero aún tardarán en aprovechar la tecnología.

Eso sí, señalan que “a diferencia de lo que ocurrió con las anteriores generaciones, caracterizadas por llegar algo más tarde de lo esperado a nuestro país, con 5G se espera un ritmo de instalación de antenas muy rápido, acompañado de la misma velocidad para llegar al usuario final”.

Como explica la firma, el Ministerio de Economía y Empresa subastó en julio de 2018 las frecuencias, que van desde los 3,6 hasta los 3,8 gigahercios (GHz), es decir, que se licitaron 200 megahercios (MHz). Anteriormente, ya se subastaron otros 200 MHz, entre las frecuencias de 3,4 y 3,6 MHz. Además, más adelante habrá bandas pensadas para obtener velocidades de vértigo en espacios abiertos o pequeños, con poca penetración en interiores, que irán desde los 24 GHz hasta los 100 GHz.

En España, para larga distancia y gran penetración, tal y como ahora usamos la banda de 800 MHz en 4G, en 5G se empleará la de 700 MHz, anteriormente usada por los canales de la TDT. Pero esto último no ocurrirá hasta 2020. Con todo, la GSMA (GSM Association), es el organismo que representa los intereses de los operadores móviles en todo el mundo, uniendo tanto a operadoras, fabricantes de dispositivos, compañías de software, proveedores de equipos y compañías de Internet, como organizaciones en sectores adyacentes de la industria) estima que 5G será real en 21 mercados, incluyendo Estados Unidos y China.

Sin embargo, las redes y dispositivos aún tardarán en alcanzar todo el potencial de esta nueva generación de Internet móvil. “El motivo es que el despliegue de 5G se está realizando en dos tiempos: NSA (Non-Standalone), que aprovechan la infraestructura 4G existente, y SA (Standalone), tecnología 100% autónoma que aprovecha 5G en su totalidad, tanto en la transferencia de datos como en el control con las estaciones base”, señalan desde Entelgy. El estándar NSA no permitirá aprovechar todo el potencial de esta nueva generación.

La firma desarrolla otros aspectos como la velocidad. En este punto, explican que con la banda de los de los 700 MHz se conseguirá, como mínimo, una velocidad de bajada de 100 Mbps. Con las de 3,4 y 3,8 GHz se llegará hasta 3 Gbps. Por último, quedaría una banda de 26 GHz, pensada para puntos de acceso cercanos, como los situados en aeropuertos o estadios, y se alcanzarían velocidades de hasta 10 Gbps, es decir, 10 veces la velocidad de la fibra óptica más rápida para el público.

Con esta tecnología, habrá menor saturación de las redes y se conseguirá reducir la latencia, lo que permitirá que las operadoras ofrezcan más cantidad de datos o los mismos, a un coste menor, lo que permitirá acelerar el despliegue de nuevos servicios digitales.

Con esta tecnología móvil, obviamente evolucionarán las prestaciones y usos de los dispositivos, lo que potenciará el uso de otras soluciones como la realidad virtual y aumentada y, además, se utilizarán menos el WiFi y los cables. En este sentido, “dispositivos como la mayoría de componentes de Internet de las Cosas, que en la actualidad acceden a Internet con conexión WiFi, podrán liberarse. De hecho, las redes 5G tendrá la capacidad suficiente para que desaparezcan las conexiones domésticas por cable, algo fundamental en países en desarrollo que no se pueden permitir grandes inversiones en cableado”.

Sus especialistas también sostienen que la llegada de 5G va a permitir transformar completamente algunos sectores tradicionales, como la agricultura, y que se producirá un cambio en el concepto de movilidad, “Hoy en día, los habitantes de muchas ciudades ya tienen acceso desde el terminal a mucha información en tiempo real de transporte o calidad del aire, pero no es nada comparado con lo que llegará con las ciudades inteligentes”, pronostican.

TAGS 5G