El gasto en infraestructura cloud crecerá un 21,7% en 2022

  • Cloud

crecimiento-nube

El gasto empresarial en infraestructura en la nube seguirá aumentado en 2022, hasta situarse en 90.000 millones de dólares, según las estimaciones de IDC. 2021 ha sido un año de fuerte crecimiento, en el que el incremento fue del 8,8%.

El gasto en productos de infraestructura cloud aumentó interanualmente un 13,5% en el cuarto trimestre de 2021, alcanzando los 21.100 millones de dólares, lo que ha permitido consolidar su crecimiento anual en un 8,8%. En total, se incrementó un 8,8%, llegando a alcanzar los los 73.900 millones.

Son los últimos datos que aporta IDC sobre este segmento de mercado, que se desarrolla a un ritmo muy superior al de infraestructura no cloud, cuyo gasto creció el año pasado un 4,2% sobre 2020, dejando la cifra total en 59.600 millones de dólares.

Volviendo a la infraestructura en la nube, el gasto en cloud compartida se elevó a 51.400 millones, un 7,5% más que en 2020, mientras que en entornos dedicados se situó en 22.500 millones, lo que supone un crecimiento del 11,8%.

Para 2022, IDC pronostica que el gasto total crecerá un 21,7%, llegando a alcanzar los 90.000 millones de dólares. En cambio, la infraestructura no cloud, si se cumplen sus estimaciones, caerá un 0,3%, hasta los 59.400 millones. La firma calcula que el gasto en infraestructura de nube compartida crezca un 25,5% año tras año llegando a los 64.500 millones, mientras que el nube dedicada lo haga en un 13,1%, hasta los 25.400 millones.

La firma de análisis espera que el gasto en infraestructura de computación y almacenamiento en la nube aumente una tasa de crecimiento anual compuesto (CAGR) del 12,6 % hasta 2026, alcanzando en esa fecha los 133.700 millones de dólares en 2026. En ese momento, supondrá el 68,6% del gasto total en infraestructura.