Retos y prioridades de las Administraciones Públicas ante la llegada de los fondos europeos

  • Content Marketing

Digitalizacion

La modernización de las Administraciones Públicas y su avance hacia la digitalización es clave para todos los aspectos tanto económicos como sociales del país. ¿Están preparadas las Administraciones Públicas para recorrer el camino? ¿Cuáles son los retos que tienen que afrontar en materias como, por ejemplo, la seguridad? Un informe de F5 e IDC explica cuál es la relación actual de este sector con la tecnología.

 

 

 

 

 

 

 

 F5 e IDC Informe: Retos y prioridades del sector público en España ante la llegada de los fondos Next Generation UE

Las Administraciones Públicas no son ajenas a la nueva realidad surgida en los últimos dos años, un periodo donde la pandemia ha impactado notablemente en un sector que se ha visto abocado a impulsar su transformación digital con el fin de adaptarse a las nuevas demandas de unos ciudadanos, y unas empresas, cada vez más conectados.

Un informe de F5 e IDC revela cuál es la situación actual de las Administraciones Públicas con la tecnología. ¿La principal conclusión? Aunque la pandemia ha impulsado notablemente la modernización del sector público, sobre todo en áreas como la identidad digital, la firma electrónica para realizar trámites o su presencia en redes sociales para comunicarse con los ciudadanos, todavía queda mucho camino por recorrer. No en vano, y según el estudio, más de la mitad de las Administraciones Públicas (el 54%) ofrece menos de la mitad de sus servicios de manera digital, con lo que eso implica para los ciudadanos y empresas.

 

 

Aprovechar los Fondos Next Generation

La importancia de la transformación digital de las Administraciones Públicas queda reflejada en el crecimiento que ha experimentado el gasto este año en comparación con 2020. Concretamente, y según el informe de F5 e IDC, éste se ha incrementado en un 6,4%, y todo parece indicar que esta tendencia va a continuar a corto/medio plazo gracias, entre otras cosas, a la llegada de los Fondos Europeos, también conocidos como Fondos Next Generation. Según previsiones del Gobierno de España, la modernización de las Administraciones Públicas se encuentra en el top 3 de inversiones con una partida de 4.315 millones de euros, solo superada por las áreas de movilidad sostenible, segura y conectada y por la rehabilitación de viviendas y regeneración urbana.

El informe de F5 e IDC determina cuáles son las prioridades de inversión que se están acometiendo para dar respuesta no solo a los retos que tienen que afrontar para dar un servicio de calidad a los ciudadanos y a las empresas, sino también de qué forma se tiene que invertir para mejorar los procesos internos de la Administración General del Estado, las Comunidades Autónomas, las entidades locales y las empresas y organismos públicos.

S bien existen algunas organizaciones públicas que están bien posicionadas en digitalización, la mayoría todavía se encuentran en las primeras fases de su transformación. El informe trata de arrojar luz sobre la situación de partida de las Administraciones Públicas, cuáles son las áreas prioritarias en las que deben invertir, y cuáles son los retos que tienen que afrontar en términos relacionados con la cloud, la confianza digital y la seguridad.

 

Seguridad, asignatura pendiente

Precisamente, la seguridad es una de las asignaturas pendientes de la Administración Pública, más si atendemos a datos como el hecho de que los ciberataques a este segmento aumentaron tanto en número como en peligrosidad durante este año.

La tendencia del mercado de ciberseguridad en el sector público es muy similar a la del mercado en general y se espera que éste registre un crecimiento del 9,1% entre 2021 y 2024. El informe de F5 e IDC revela cuáles serán las áreas prioritarias de inversión y cuáles serán las tres grandes palancas para las organizaciones del sector público, especialmente para la administración local y empresas públicas. Además, no solo aporta una visión sobre la situación de las administraciones públicas en relación a sus procesos de transformación digital, sino que también explica cuál es la propuesta de F5 para garantizar la disponibilidad y seguridad de las aplicaciones independientemente del entorno donde se despliegue y su naturaleza.

En definitiva, una guía clave en la que se analiza cómo las Administraciones Públicas pueden modernizar sus sistemas e infraestructuras, implantar herramientas, garantizar la seguridad y llevar a cabo procesos de transformación digital exitosos.