Acepto

COOKIES

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y de análisis, propias y de terceros, para anónimamente facilitarle la navegación y analizar estadísticas del uso de la web. Obtener más información

El FBI: cualquier persona con un dispositivo conectado puede ser víctima de un ciberdelito

  • Seguridad

cibercrimen

Según un informe del FBI, el robo y el fraude generaron en 2018 más de 2.700 millones de dólares, una cifra que muestra que "cualquier persona que utilice un dispositivo conectado puede ser víctima" de un ciberdelito.

RECOMENDADOS:

Tecnologías que dan al dato el protagonismo que merece (WEBINAR) 

Cinco retos de la innovación en cloud

Informe IT Trends 2019: La realidad digital de la empresa española

Mejores prácticas para implementar una plataforma ágil

Robo de credenciales: prioriza la seguridad de tus apps

Instalación de Redes WiFi y LAN en Hoteles

El robo y el fraude siguen siendo un negocio más que lucrativo para los ciberdelincuentes. Ésta es una de las principales conclusiones del último informe del FBI que destaca que en 2018 las actividades delictivas generaron 2.700 millones de dólares.

El Centro de Denuncias de Delitos en Internet (IC3) del FBI recibió la nada desdeñable cifra de 351.936 denuncias el año pasado, lo que supone que, de media, se produjeron 900 al día. Las actividades más denunciadas al FBI tienen que ver con las estafas, la extorsión y las violaciones de datos personales, mientras que las más lucrativas fueron los mensajes de correo electrónico comercial, y las estafas piramidales, además del fraude “romántico”.

Por franjas de edad, aunque las estafas afectaron a todo tipo de ciudadanos, las personas mayores de 50 años, que no son nativos digitales, fueron los más vulnerables.

“El estudio muestra que el coste de los delitos financieros es considerable y que cualquier persona que utilice un dispositivo conectado puede ser víctima”, ha destacado Donna Gregory, directora de IC3. “La concienciación es una de las herramientas más poderosa para combatir y prevenir los delitos y la información es otra. Cuanta más información llegue al IC3, mejor podrá responder la policía”.