La falta de competencias técnicas y digitales podría lastrar el futuro de la fábrica digital

  • Actualidad

industria conectada

Tecnologías como la inteligencia artificial, la realidad aumentada y la impresión en 3D son la clave para mejorar el rendimiento, reducir los costes operativos y abrir nuevos mercados para el sector industrial. Sin embargo, el desconocimiento de las nuevas tecnologías y la falta de competencias técnicas son algunos de los principales obstáculos para que el sector industrial pueda transformarse con éxito.

Hay una serie de factores que podrían lastrar la transformación de las empresas industriales y dificultar el avance hacia el concepto de la fábrica inteligente, que tiene como base la digitalización de los procesos de trabajo mediante la aplicación de tecnologías.

La fabricación digital se está viendo entorpecida, según el grupo de ingeniería SEGULA Technologies”, por diversas cuestiones, que tienen que ver con la tecnología, pero también con el enfoque estratégico y el factor humano, que son claves para “digitalizar con éxito una empresa”, según esta compañía.

Sus expertos explican que el enfoque estratégico es la acción que puede generar múltiples beneficios. En este punto destacan que los datos estratégicos la conectividad y ciberseguridad de acuerdo a las características restricciones de cada industria, deben conllevar a implementar una solución específica de las disponibles en el mercado que pueda ser adaptada durante la fase de integración. Además, subrayan que a posible redefinición de la estrategia de diseño y producción a través de la fabricación aditiva puede llevar a una reconsideración exhaustiva de la estrategia global de la empresa y añaden que “la producción bajo demanda, la personalización de los productos, la creación de unidades de producción descentralizadas y la redefinición de la estrategia de posventa son áreas clave que se ven afectadas por esta tecnología”.

El factor humano resulta esencial para desplegar una estrategia digital con las competencias y apoyo necesarios. La falta de competencias técnicas es uno de los principales obstáculos para la digitalización de una empresa e impacta en todas las áreas de la empresa, por lo que se deben habilitar los recursos necesarios para una gestión del cambio que, según este grupo, “está en el corazón del reactor digital”.