Acepto

COOKIES

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y de análisis, propias y de terceros, para anónimamente facilitarle la navegación y analizar estadísticas del uso de la web. Obtener más información

España suspende en integración de la mujer en el mercado laboral: aquí están los datos

  • Actualidad

PwC-OCDE- Women in Work

Son bastantes los estudios que sugieren la necesidad de mejorar en materia de integración femenina en el mercado laboral. España ocupa en la posición 28 del ranking de la OCDE sobre esta materia, realizado entre 33 países y, de media, las mujeres cobran un 14,7% menos a la hora.

Más sobre Transformación Digital 

Moderniza los servicios de RR.HH. y aumenta la satisfacción de tus empleados

SAP HANA Platform: despliega todo su potencial en tu negocio

Smart cities, conectando puntos para crear un futuro más inteligente 

Mejores prácticas para implementar una plataforma ágil

NetOps conoce a DevOps. Estado de la automatización de red

Cómo implementar automatización DevOps y lograr una verdadera agilidad cloud

Nuestro país ocupa el puesto 28 del ránking de la OCDE, lo que le lleva a la cola del ranking de 33 países que este organismo realiza sobre esta cuestión, y comparte el dudoso honor de las últimas posiciones con Italia (en el 29), Grecia (30), México (31) y Corea (32), que son los países que están por detrás del nuestro. Se trata de una lista que se crea después de evaluar cinco indicadores: brecha salarial, participación femenina en el mercado laboral, diferencia de la participación entre hombre y mujeres en el mercado de trabajo, tasa de paro femenino y mujeres empleadas a tiempo completo.

El análisis, realizado con datos del año 2017, revela que en España, de media, las mujeres cobran un 14,7% menos a la hora; y que, para igualar sus salarios a los de los hombres, deberían aumentar, en términos absolutos, en unos 45.600 millones de euros. 

Examinando los datos, PwC explica que, desde el año 2000, España solo ha avanzado cuatro posiciones -de la 31 a las 28- en el Women Working Index, lo que pone de relieve que “las mejoras reales se están produciendo todavía muy lentamente”, explica Mar Gallardo, socia responsable de diversidad en la firma.

En su opinión,  las empresas son hoy en día mucho más conscientes que antes de la importancia y de la necesidad de impulsar la diversidad y la inclusión en sus organizaciones. Eso se plasma en que desde 2000 se ha producido un aumento en la participación de la mujer en el mercado laboral, que ha pasado del 52,9% al 69,9%, y en la presencia de mujeres en los Consejos de Administración de las empresas, que ha aumentado del 10% al 24% desde el año 2013 y hasta 2017.

Islandia, Suecia y Nueva Zelanda, los más avanzados
Islandia, en el puesto 1 y Suecia, en el 2, repiten como líderes del índice, y Nueva Zelanda sube por primera vez al número tres. Según el análisis de PwC de los datos de la OCDE, desde el año 2000, Luxemburgo (en el 6) ha sido el país con la mayor mejora en el ranking, escalando 17 puestos. Le sigue Polonia (en el 8), que ha subido once puestos, y Bélgica (en el10), tras subir diez posiciones. Por otro lado, los países que más han caído en la clasificación en este periodo de tiempo han sido Estados Unidos (en el 23), con catorce puestos, y Austria (en el 25), con doce.

Además, el estudio estima que la mejora de los niveles de empleo femenino en los países de la OCDE podría impulsar su PIB en 6 billones de dólares. En el caso de España, si aumentásemos el empleo femenino a los niveles de Suecia nuestra economía crecería un 16% más, en torno a los 257.000 millones de euros.