Así es el proyecto español que investiga el uso de la informática cuántica en sectores clave

  • Actualidad

Computacion cuantica - CUCO

Un consorcio de siete empresas, con la colaboración de cinco centros de investigación y una Universidad pública, ha puesto en marcha el programa CUCO, para investigar y avanzar en el uso de los algoritmos cuánticos en sectores estratégicos de la economía. Está subvencionado por el CDTI con el apoyo del el Ministerio de Ciencia e Innovación. bajo el Plan de Recuperación, Transformación y Resiliencia.

Recomendados: 

Administración pública: afrontando la década digital Evento

Los tres pilares de una Transformación Digital B2B exitosa Leer

Amatech, BBVA, DAS Photonics, GMV, Multiverse computing, Qilimanjaro Quantum Tech y Repsol han formado un consorcio para poner en marcha un proyecto que investigue la aplicación de la computación cuántica en Energía, Finanzas, Espacio, Defensa y Logística. Junta a ellas, trabajan cinco centros de de investigación (BSC, CSIC, DIPC, ICFO y Tecnalia), y la Universidad Politécnica de Valencia.

El proyecto, que se llama CUCO, pretende generar conocimiento acerca de tecnologías cuánticas que permitan resolver problemas que actualmente la computación clásica no es capaz.

Subvencionado por el CDTI y apoyado por el Ministerio de Ciencia e Innovación bajo el Plan de Recuperación, Transformación y Resiliencia, surge como el primer gran proyecto de computación cuántica a nivel nacional y empresarial con el objetivo de progresar en el conocimiento científico y tecnológico de algoritmos de computación cuántica mediante la colaboración público-privada entre empresas, centros de investigación y universidades que permita acelerar la implantación de estas tecnologías para su uso a medio plazo.

Durante la duración de la iniciativa, también se realizarán pruebas de concepto y estudiar si la informática cuántica podría mejorar las prestaciones de la computación clásica para responder a necesidades empresariales y proponiendo las métricas correspondientes. En este contexto, se investigarán casos de uso en observación de la Tierra, la lucha contra el cambio climático y el medioambiente, la trazabilidad de la información en toda la cadena de suministro, la optimización y simulación de cálculos financieros complejos, la inteligencia de señales, etc.

Según los promotores del proyecto, las tecnologías cuánticas, y específicamente la computación, está llamada a jugar un papel disruptivo por el impacto que tendrá en muchas áreas, dada la capacidad de cálculo masivo. “España no puede quedarse atrás, y tiene que ser capaz de liderar esta nueva carrera”, afirman desde GMV.

Uno de los objetivos del proyecto es posicionar al consorcio y a sus empresas como referentes en la computación cuántica en sus sectores de aplicación, que permita su participación en iniciativas internacionales como el Quantum Flagship, Horizonte Europa, Digital Europe, o el European Defence Fund.