Acepto

COOKIES

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y de análisis, propias y de terceros, para anónimamente facilitarle la navegación y analizar estadísticas del uso de la web. Obtener más información

EEUU pide a España que retire la Tasa Google y el Gobierno responde que 'no se deja amenazar'

  • Estrategias digitales

Salario, Dinero

La aplicación de la Tasa Google, el impuesto que el Gobierno de Pedro Sánchez quiere cobrar a las grandes empresas tecnológicas, podría deteriorar las relaciones entre Estados Unidos y España.

Tal y como publica  El Mundo, el embajador de Estados Unidos en España, Duke Buchan, ha mostrado su oposición a el controvertido impuesto y ha solicitado formalmente que retire la Tasa Google. Además, confía que se retire su tramitación parlamentaria hasta que haya un consenso internacional.

Es más, según la embajada de Estados Unidos, “la adopción unilateral de España del impuesto digital tendría una amplia repercusión adversa, lo que socavaría esfuerzos para fomentar la cooperación internacional en este tema”, y recuerda que la aplicación de la Tasa Google supondrá un freno a la innovación y al desarrollo de la economía digital ya que las empresas podrían considerar cambiar de país.

En los presupuestos generales de cara a 2019 se incluye la creación de la Tasa Google. Fue Podemos el que instó a Pedro Sánchez a aplicar este impuesto ya que, en su opinión, “hay una parte de dicha actividad que ha quedado al margen de los sistemas tributarios nacionales”, con lo que “la fiscalidad debe adaptarse a estas nuevas formas de negocio, por lo que es preciso acabar con las lagunas existentes en la legislación actual, que permiten que hoy las grandes empresas digitales tributen notablemente menos que las empresas tradicionales”.

Ayúdanos a conocer cuáles son las tendencias tecnológicas que se impondrán en la empresa el próximo año y más allá, y cómo se está construyendo el futuro digital.

Para ello, se propone la creación de un impuesto del 3% sobre la facturación en España de aquellas empresas digitales que facturen al año más de 750 millones de euros en todo el mundo. Según las estimaciones, con esta nueva tasa se lograría recaudar alrededor de 1.200 millones de euros al año, que se destinarían a políticas sociales. 

María Jesús Montero, ministra de Hacienda, ha asegurado en declaraciones a La Sexta que recoge El Mundo, que España es “un país que no se va a dejar amenazar por nadie”

Para Montero, Estados Unidos "se alía con los intereses de grupos tecnológicos", y ha defendido  la aplicación de la Tasa Google ya que las grandes empresas tecnológicas están practicando “la competencia desleal” y deben pagar más impuestos.

La Tasa Google también ha creado división en Europa. El miedo a las posibles represalias que pueda adoptar Estados Unidos contra Europa ha hecho que no todos los países se muestren de acuerdo en aplicar la tasa Google a las grandes empresas tecnológicas. Esto hará que la decisión sobre la aplicación del impuesto digital se retrase hasta alcanzar un acuerdo global.