Acepto

COOKIES

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y de análisis, propias y de terceros, para anónimamente facilitarle la navegación y analizar estadísticas del uso de la web. Obtener más información

#MWC19: Industria 4.0 y 5G

  • Opinión

Industria conectada

El segundo día del #MWC19 prometía ser interesante. Entre otros conceptos -que después explicaré en detalle- un grupo de expertos y oradores de primera categoría iba a acometer "Industria 4.0" y el papel de las redes, 5G, Inteligencia Artificial, Automatización y Robótica e Internet de las Cosas.

TI y Negocio en el MWC 19. Jorge Díaz Cardiel 

5G como habilitador de la Cuarta Revolución Industrial

¿Qué veremos en el #MWC19?

#MWC19, Cuarta Revolución Industrial y Tecnologías de la Digitalización al servicio de las persona y negocios 

Hasta llegar a la enjundia, la sustancia de la Industria 4.0, primero, supimos las cuestiones de ordinaria administración que hacen que el mundo se mueva: Microsoft refuerza su papel de socio digital de Telefónica, con quien ya tenía Azure y ambas compañías anuncian en el #MWC19 de Barcelona una alianza estratégica para desarrollar conjuntamente nuevos servicios para los clientes de la operadora y aplicar la inteligencia artificial a la gestión de red. Confieso me gustó ver a Satya Nadella y a José María Álvarez-Pallete juntos, colaborando, de igual a igual.

Y la compañía europea líder en gestión de infraestructuras de telecomunicaciones inalámbricas, Cellnex Telecom, se desvive con anuncios de nuevos acuerdos, adquisiciones, ampliación de perímetro, modelo de negocio sostenible, etc. La empresa es líder europeo y tiene sede en Cataluña, habiendo experimentado la mejor evolución en Bolsa entre 2015 (OPV) y 2019: es la acción más revalorizada del IBEX-35 en tres años enteros y, junto a SITEP, Grupo MASMOVIL y 5G Barcelona acaba de presentar un dron contra incendios con tecnología 5G. Al mismo tiempo, Cellnex Telecom, Lyntia, REE, y KKR se disputan la fibra de Iberdrola.

 

 

Como dicen los anglosajones: “Business as usual” …; ya es tiempo de pasar a la sustancia:

Industria 4.0

Jörg Reimann, CEO de Daimler/BMW, Guo Ping CEO de Huawei, (“Rotating Chairman”), Thomas Bach President de IOC; Daniela Gerd y Tom Markotten (Daimler/BMW); Dr Aisha Bint Butti Bin Bishr, Directora General de Smart Dubai fueron los expertos que han abordado Industria 4.0.

Hemos llegado a un punto en el que la tecnología física (dispositivos, sensores y conectividad ubicua) y las tecnologías digitales (inteligencia artificial, blockchain y análisis de big data) convergerán para crear un mundo verdaderamente inteligente y conectado.

La intersección de estas tecnologías está creando un nuevo tipo de servicio inteligente para que las empresas y los gobiernos se comprometan y sirvan a partners, consumidores y ciudadanos. La profundidad y complejidad de esta cadena de valor no tiene parangón, pero está más que justificada por la cantidad y calidad de oportunidades para los gobiernos, las industrias y los ciudadanos del mundo.

En este punto, cuatro organizaciones que utilizan 5G para crear nuevas experiencias y servicios para sus clientes y ciudadanos con Industria 4.0 explicaron su visión desde distintos puntos de vista:

• Huawei, como proveedor de infraestructura de red líder en el mundo

• Smart Dubai, que está creando la ciudad del futuro,

• El Comité Olímpico Internacional, el organizador de eventos más grande del mundo.

• Dos socios del sector automovilísticos que hablaron sobre cómo están usando estas tecnologías para crear mejores experiencias y servicios para sus clientes.

Todos estuvieron de acuerdo en que los operadores son capaces de hacer la habilitación de aplicaciones industriales, más allá de proporcionar servicios de conectividad. Los operadores están transformando su oferta de servicios desde el mero transporte de datos de extremo a extremo, a un procesamiento de datos distribuidos en el servicio perimetral. Esto les permitirá ofrecer servicios completos de informática y comunicaciones en una infraestructura de nube / edge / fog, sin problemas. Los servicios de computación inalámbrica y móvil son esenciales para manejar la conectividad entre todas las entidades interrelacionadas en un entorno de la industria 4.0 conectada. Las aplicaciones como la robótica en “Edge y fog” se controlarán mediante una combinación de aplicaciones de inteligencia artificial y aplicaciones convencionales, que se ejecutarán en entornos de comunicaciones y computación virtualizados, proporcionados por los operadores. Por lo tanto, creo que los operadores serán absolutamente esenciales en el diseño y operación de los entornos de Connected Industry 4.0.

Los operadores han estado sirviendo a grandes clientes corporativos, pymes, microempresas, autónomos y administraciones públicas durante décadas. Ciertamente es el caso de Telefónica en España y es el deseo de Vodafone y Orange. Les han estado ofreciendo paquetes de servicios complejos que cubren voz, datos, video, almacenamiento, terminales y equipos, así como también administración externa. Están muy acostumbrados a administrar sistemas distribuidos extremadamente complejos para grandes clientes muy exigentes. Técnicamente, por lo tanto, los operadores están en una excelente posición para el despliegue de Industria 4.0. Comercialmente, también están bien posicionados, porque han tenido esta base de clientes y experiencia durante mucho tiempo. Sin embargo, en el frente comercial, tendrán que adaptarse a un modelo de negocio cada vez más complejo, que tiene una cadena de valor sustancialmente más larga, e incluye nuevos jugadores, con los que tendrán que coexistir y trabajar como socios. Esto significa que tendrán que aprender a construir relaciones "win-win" con otros jugadores en el ecosistema de la industria 4.0. El ejemplo más reciente, más arriba mencionado, es la alianza de Telefónica y Microsoft.

Los operadores deberán abordar las tres áreas de complejidad que traerá este entorno. Desde un punto de vista técnico, deberán implementar el hardware, pero lo que es más importante, la infraestructura de software que será la base de todos los sistemas Connected Industry 4.0. Para los operadores, esto implica la transición de ser compañías basadas en hardware a compañías basadas en software, lo que a su vez requiere importantes reorganizaciones internas, especialmente en términos de sus empleados y su base de conocimiento. Desde el punto de vista de un modelo de negocio, deberán adaptar sus departamentos comerciales para tratar con los actores de un ecosistema más complejo y una cadena de valor más larga. Legalmente, deberán abordar los desafíos que surgen de un entorno regulatorio más complejo.

Algunos socios industriales aún creen que podrán manejar Connected Industry 4.0 por sí mismos. No creo que esto sea posible: Siemens España lanzó una iniciativa unilateral de Industria 4.0 en 2017, junto con un gran informe teórico hecho por una consultora: al obviar la necesidad de trabajar en un ecosistema, no solo Siemens no sacó adelante la iniciativa, sino que en 2018 entró en pérdidas y su famosa presidenta fue despedida. Ni siquiera las empresas más grandes del mundo como Telefónica, Ericsson o Intel pueden abordar la parte de las TIC de Connected Industry 4.0 que les corresponde, de forma aislada y mucho menos será factible para las propias empresas industriales (ejemplo Siemens, pero también Gamesa, Abengoa y Pescanova). La mayoría de los socios industriales, incluso empresas muy grandes y exitosas, ya están comprometidos en asociaciones preliminares con diferentes proveedores de tecnología, y entre ellos los operadores de telecomunicaciones son los socios más relevantes, pero no los únicos.

Jorge Díaz-Cardiel. Socio director general de Advice Strategic Consultants. Economista, Sociólogo, Abogado, Historiador, Filósofo y Periodista. Ha sido Director General de Ipsos Public Affairs, Socio Director General de Brodeur Worldwide y de Porter Novelli International; director de ventas y marketing de Intel Corporation y Director de Relaciones con Inversores de Shandwick Consultants. Autor de miles de artículos de economía y relaciones internacionales, ha publicado una veintena de libros, sobre economía, innovación, digitalización y éxito empresarial. Es Premio Economía 1991 por las Cámaras de Comercio de España.